Un luminoso ático en Barcelona con la madera como protagonista

La pieza clave de este piso es un gran volumen con revestimiento de madera de roble en el que se integran uno de los cuartos de baño y una parte de la cocina.

Luminoso, aireado, abierto, moderno y con un efecto minimalista. Estas fueron las palabras con las que el propietario de este piso de 70 metros cuadrados describió cómo se imaginaba su nuevo espacio cuando hizo el encargo a Bonba Studio. Y a fe que los arquitectos lo consiguieron. Una de las claves iniciales para reformar este ático del Eixample de Barcelona fue eliminar las divisiones que impedían que la luz y la ventilación inundase las estancias. Separar las zonas de noche y día priorizando estas últimas fue asimismo un acierto en favor del bienestar del cliente.

 

1 / 10
Volumen en madera de roble

El proyecto se caracteriza por una gran caja a modo de elemento central, realizada mediante un revestimiento de madera de roble que distribuye el espacio en dos zonas adaptándose a la composición estructural del edificio.

Cocina de madera de roble y lacado blanco

La cocina, concebida como un espacio de transición, está dividida en dos. Por un lado, encontramos la parte de aguas en el volumen de madera, mientras que para la parte de fuego se ha optado por madera lacada blanca. De esta manera el espacio gana en amplitud visual, personalidad y estilo.

Cocina dividida en dos partes diferenciadas

Además de la madera, otro material que aporta carácter es el mármol verde empleado para resaltar todos los huecos existente,s tanto en el volumen como en el resto de la cocina. Por otro lado, el máximo aprovechamiento de la luz natural era objetivo clave del proyecto.

Salón con ventanal y salida a la terraza

El salón comedor es un espacio de reunión amplio, abierto y neutro. La terraza con vistas de 180º a la ciudad de Barcelona es un valor añadido que ofrece múltiples posibilidades.

Salón de madera y television

En cuanto a distribución queda clara y patente la división entre las zonas de día y de noche, siempre dándole un mayor tamaño a las primeras en las que pasa la mayoría de su tiempo.

Vista del salón

La sutil columna revestida de espejos en sus cuatro lados proporciona un interesante juego de luces, a la vez que hace ganar en amplitud visual.

Dormitorio en suite con armarios de madera

Y finalmente la zona de noche, donde se encuentra la habitación principal con baño en suite y cuya puerta está perfectamente integrada en el resto del conjunto. Pensando en el bienestar y el confort del propietario se aprovechó al máximo los recursos de la estancia para dotarla de un interesante y completo espacio de almacenaje.

Dormitorio en suite y armarios

La elección de la madera para el mobiliario del cuarto de baño permite que se perciba como una extensión equilibrada del dormitorio principal.

Baño principal en suite

En ambos cuartos de baño se apostó por piezas de gresite en verde agua y mobiliario de madera de roble, lo que transporta de inmediato a la naturaleza. El lavabo encastrado bajo encimera resulta elegante y práctico.

Volumen en madera de roble con baño

Aunque estéticamente similares, cada baño tiene un detalle que lo hace único, como se puede al haber optado por un lavabo exento en el segundo de ellos. El piso tiene sus zonas delimitadas pero a la vez se percibe como una unidad gracias al microcemento color gris claro.

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?