25 plantas de interior con las que decorar tu casa (y que requieren pocos cuidados)

Existe una planta de interior para ti y para tu casa, sin importar el espacio o la luz que tengas. Como no todas las especies necesitan los mismos cuidados, hemos creado una guía de plantas y sus cuidados. No te preocupes, todas son muy fáciles de cuidar.

Pantas de interior
Patrick Perkins
Eduardo Infante
Eduardo Infante

Periodista especializado en decoración, diseño e interiorismo

Plantas de interior

Purifican el aire, reducen el estrés y dan un toque de vida y personalidad a las casas. Las plantas de interior son necesarias y las razones para adoptarlas y cuidarlas son infinitas. Solo hay que darles un poco de amor y cuidado y recibiremos mucho de ellas. Especialmente durante los meses estivales, nos apetece incorporar más plantas en nuestra vida y dejar que en la casa entre su verdor y frescor. Rodearse de plantas, aparte de su innegable y positivo efecto estético, tiene muchos beneficios.

Además de alegrarnos la vista, aportan oxígeno y purifican el aire al absorber sustancias nocivas. También aportan energía y vitalidad, son absorbentes acústicos que mitigan el ruido y aportan una sensación de calma y bienestar muy relajantes. Todo son ventajas hasta que llega el momento de cuidarlas porque como cada especie tiene sus propias necesidades, hay algunas pautas básicas que conviene conocer para que sus hojas no se tornen marrones y tristes y que dependen de cada especie de planta. Porque si quieres llenar tu casa de vida verde, lo primero que debes hacer es seleccionar la planta correcta.

¿Qué plantas de interior son las más resistentes?

Para iniciarse en el mundo de las plantas de interior, lo mejor es empezar con una que sea fácil de mantener, una especie resistente como el potos, ficus o lenguas de suegra, que son resistentes y se recuperan de los errores en el cuidado con más facilidad que otras. Hay que aprender antes de llevar un montón de plantas a casa.

Plantas de interior y luz

Para abordar el estilo que tiene que predominar en una estancia con plantas, la luz es siempre el primer paso. Es el factor determinante para la selección y la ubicación en la que colocarla. Incluso antes de comprar un nuevo bebé verde, debes planificar dónde la ubicarás en tu vivienda, no solo cumpliendo una función estética y decorativa, sino asegurándote de que es el emplazamiento idóneo para ella.

 

Cuidado de las plantas de interior

Antes de elegir, antepón la salud de tus plantas. Puede que tengas el corazón puesto en una especie determinada, pero quizá tu vivienda no disponga de las condiciones adecuadas para que crezca. Ten presente que serás más feliz con cualquier planta que prospere y esté en el espacio idóneo para que viva sana.

¿Qué planta encaja con cada habitación?

Si no sabes en qué estancia poner cada planta, ten presente que los baños son húmedos, pero suelen ser habitaciones menos luminosas, por lo que las opciones pueden ser limitadas. Las cocinas suelen estar llenas de cosas y no cuentan con mucho espacio abierto, por lo que piden especies pequeñas y fáciles que agreguen un toque de color. Los dormitorios y salones son zonas destinadas a la relajación, así que concentra la mayor parte de la energía aquí para conseguir un impacto mayor.

Adapta tus plantas a tu espacio

La decisión de qué planta comprar depende de varios factores, entre ellos el espacio y del objetivo estético. Por ejemplo, un ficus grande es perfecto para una habitación de gran tamaño, porque tiene una silueta tan impresionante que se puede apreciar mejor cuando están solos y, en cambio, en un espacio donde puede que no hay suficiente luz para una planta alta, conviene agrupar especies en diferentes alturas para crear un mayor impacto y agregar un tipo diferente de interés visual. 

Plantas de interior a las que les hace falta poca luz

Aunque no es aconsejable que a las plantas les de el sol directo, sí que precisan un grado de luminosidad bastante alto. Pero eso no pasa con todas las especies. Si tienes una vivienda que no es muy luminosa, no creas que debes renunciar a las plantas porque muchas especies pueden adecuarse perfectamente a ello. Esto ocurre porque los climas de los que son originarias puede que también tengan poca luz o que su espacio natural sean climas como la selva o los bosques donde la zona más baja suele estar más oscura debido a la presencia de grandes árboles que tapan el sol. Entre algunas de las especies que necesitan poca luz están las begonias, la violeta africana, la costilla de adán, la palmera de salón o Chamaedorea Elegans o la cinta, entre otras muchas. 

Diefembaquia

Plantas de tamaño grande

Si lo que quieres es decorar un espacio con plantas, una planta XXL puede ser tu mejor opción. Al ser tan grandes este tipo de plantas se convierten en el centro de atención de muchas habitaciones y, además, dan juego a hora de seleccionar complementos como macetas, peanas o platos para el agua. Entre algunas de la especies que pueden llegar a tener tamaños considerables puedes encontrar especies como la palmera kentia, el ficus, el árbol de jade, la yuca, la Monstera o la Alocasia. Recuerda, eso sí, que su tamaño y vivacidad dependerá de los cuidados que les prestes. 

Plantas con flor

Puede que las plantas con flor sean aquellas que más originalidad aportan a un interior. Además de contar con el color verde, este tipo de especies aportan colores distintos así que son perfectas para dar un toque más llamativo a tu casa. Además, hay especies que no son demasiado difíciles de cuidar. Aquí tienes una lista de plantas con flores perfectas para llenar tu casa de color. Entre algunas de estas especies se encuentran la orquidea, la bromelia, el espatifilo o el anturio con su características flores de color rojo y perenne. 

1 /25
monstera deliciosa

Monstera

También llamadas Philodendron o Costilla de Adán, son una de las plantas de moda. Para tenerlas bien cuidadas necesitan luminosidad moderada y el exceso de sol amarillea y quema las hojas. Son plantas resistentes cuando no hay exceso luz, y debes asegurarte que su emplazamiento no reciba los rayos del sol de forma directa.

 

cactus y mesita

Cactus

Los #plantlovers adoran los cactus, de hecho para ellos, cuanto más grandes mejor. Como están acostumbrados a crecer en el desierto y a soportar condiciones extremas, a los cactus les encanta empaparse de toda la luz que pueden conseguir, así que ponerlos junto a la ventana es un emplazamiento ideal.

Ave del paraiso en una cesta junto al sofa gris

Ave del paraíso

¿Quieres una hermosa planta alta junto a la ventana? Esta preciosa especie adora la luz solar directa. Cuanto menos sol reciba, menos flores dará. Además, es resistente al viento.

Poto colgante

Poto colgante

Si estás buscando una planta para dar vida a las áreas menos soleadas de tu casa, piensa en esta especie cuyas hojas se queman con la luz solar directa.

Aloe sobre una mesa de madera

Aloe

El aloe es una planta original del noroeste de África se usa por sus virtudes medicinales, ya que sirve como cicatrizante o para calmar quemaduras. ¿Quieres disfrutar de sus hojas junto a las ventanas? El aloe es una excelente opción. Búscale un lugar soleado para mantener sus hojas rígidas.

 

 

 

Salon con un ficus lyrata en una cesta de mimbre

Ficus

Los ficus suelen ser exigentes en cuanto a la luz, pero esta especie que lo peta en Instagram y Pinterest, necesita vivir en un espacio con mucha luminosidad pero en el que los rayos del sol no incidan directamente.

Orquideas

Orquideas

Para cuidarla y que te regale a cambio la belleza visual de sus flores, asegúrate de que no le da el sol directo, pero sí mucha luz. Evita que la tierra se encharque y puede vivir muchos años.

lengua de suegra

Lengua de suegra

La sansevieria, conocida popularmente como lengua de tigre o lengua de suegra por sus largas y afiladas hojas, es perfecta para los rincones menos luminosos de casa, ya que aguanta bien en condiciones extremas. Necesita muy poco agua y para que crezca vertical y sus hojas no caigan, apuesta por tiestos y macetas pequeñas. 

 

cinta

Cinta

Hay quien las conoce como las malas madres porque sacan a sus retoños en unos tallos colgantes como si los expulsaran de la maceta. Aguantan en casi cualquier ubicación de la casa, desde las zonas más soleadas a las más sombreadas. Es ideal para recibidores o pasillos y tan solo requiere que se riegue una o dos veces por semana cuando la tierra esté seca.

 

árbol de jade

Árbol de jade

A la Crassula ovata se la conoce como árbol de jade por sus carnosas hojas de color verde en forma de pequeño arbolito. Es una de las plantas suculentas más populares ya que que requiere cero cuidados y que puede vivir tanto en el interior como en el exterior. Necesita poco agua y puede llegar a alcanzar una altura de uno a dos metros.

violeta africana

Violeta africana

Se conoce por ser una de las plantas de interior más resistentes y más agradecidas. Si la ubicas en un lugar protegido y expuesto al sol puede incluso florecer más de una vez al año. Al ser una planta originaria del desierto africano, no requiere de mucho riego y, cuando lo hagas, nunca la mojes por encima. Solo hay que poner agua en el plato de debajo y dejar que absorba.

Anturio Rojo
Unsplash

Anturio Rojo

Con sus vistosas flores, esta planta de interior es una de las más resistentes, fáciles de mantener y agradecidas, ya que florece prácticamente todo el año. Para vivir necesita luz indirecta y que la tierra esté húmeda. También agradece que pulverices sus hojas con agua de vez en cuando.

 

TRONCO DE BRASIL

Tronco de Brasil

Todo un clásico. También llamado Dracaena Massangeana esta planta se lleva bien con los rincones más difíciles y oscuros. Por cierto, a pesar de su parecido con las palmeras no es de la misma familia que estas. 

YUCA

Yuca

Layucca elephantipes resiste bien la sequía, con lo que no tendrás que preocuparte por regarla demasiado. Eso sí, no tolera bien las temperaturas más bajas aunque sí que soporta estar en espacios con poca luz. Además de por su tronco,  se caracteriza por unos potentes tallos.

DRACAENA FRAGNANS

Dracaena Fragans

En la extensa familia de las Dracaenas se encuentra esta planta la Dracaena fragrans. Como el resto, es un arbusto tropical perteneciente a la familia de las asparagáceas, anteriormente incluida en las ruscáceas. En jardinería se conoce popularmente como Tronco del Brasil, Palo de Brasil o Palo de Agua. La NASA ha demostrado en sus estudios del Aire Limpio, que contribuye a eliminar los productos químicos tales como el formaldehído, así como el xileno y tolueno.2

HIEDRA

Hiedra

Aunque en los jardines se la puede considerar una planta invasora, la hiedra es una excelente planta de interior. Trepadora por naturaleza será perfecta para colocar en estanterías o baldas. Aunque se desarrolla mejor con luz, es mejor que no la pongas al sol y aguanta un espacio medianamente iluminado. Para que no sufra, mantenla entre los 12º C y los 20º C.

PALMERA DE SALÓN. PALMERA DE SALON

Palmera de salón

La palmera de salón o Chamaedorea Elegans precisa poca luz y elimina malos olores. Puede vivir en espacios poco iluminados aunque, eso sí, precisa ambientes con bastante humedad así que agradece que pulverices sus hojas. 

SPATHIPHYLLUM

Espatifilo

El Espatifilo es una planta muy habitual en muchas casas debido a lo cómodo de sus cuidados y también se le llama  Cuna de Moisés, Velas Blancas o Lirio de Paz. Según un estudio de la NASA  puede eliminar benceno y tricloroetileno del aire de nuestros hogares. 

PEPEROMIA

Peperomia

Esta planta tipo arbusto incluye más de 1000 especies distintas y son muy resistentes y pueden vivir en zonas de poca luz. Precisan poco riego y bastante espaciado así que no tienes que regarlas hasta que el suelo no se vea totalmente seco y sin encharcar.

EUPHORBIA MILII

Espina o corona de Cristo

También llamada Euphorbia milii necesita poca luz y, como su propio nombre indica, tiene espinas. Por eso, es mejor no ponerla en zonas de paso. Además de ser muy resistente, cuenta con hojas que pueden ser rojas, rosas, blancas y amarillas.

menta

Menta

Aunque resulte sorprendente, esta panta aromática es muy fácil de cultivar tanto en interior como en exterior. Puedes ponerla en una zona de poca luz, de hecho el sol directo puede dañarla. 

Guzmania

Guzmania

También llamada bromelia, es una curiosa planta con vistosos colores rojizo o anaranjados según la variedad. Cuando su flor empiece a marchitarse debes cortarla para que la planta no muera. Aguanta con poca luz y poco riego.

Kalanchoe

Kalanchoe

Esta planta de la familia de las suculentas puede vivir tanto con mucha como con poca luz. No tienes que preocuparte tampoco por el riego ya que gracias a sus hijas es capaz de acumular agua. Puede ser verde oscuro, verde claro e incluso grises y algunas especies cuentan con hojas.

Zamioculca

Zamioculca

A la Zamioculcas zamiifolia también se la conoce con los nombres de esmeralda, planta zuzu o zamia. Procede de África y soporta muy bien los espacios con poca luz y poca agua. Eso sí, cuidado si tienes animales ya que es venenosa. 

Begonias

Begonias

Una planta de toda la vida que puedes poner en el exterior o el interior. Suele tener flores pequeñas y agrupadas que son muy fáciles de mantener todo el año.

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?