Lo que sí puedes cambiar de tu baño si vives en un piso de alquiler

Aunque no sea literalmente tuyo, es el lugar donde vives. Por eso, aunque residas en una casa de alquiler, puedes transformarla para conseguir que esté más cerca de tu estilo. Averigua qué puedes cambiar en una de las estancias clave de la casa: el baño.

1 / 10
Baño con mueble de madera de Roca

Cambiar el mueble de la pica

Si el mueble de la pica no te representa porque está anticuado, puedes llegar a un acuerdo con el propietario. Puedes cambiarlo por el que te gusta (en la foto, un modelo de Roca) y pactar con él que, cuando te vayas, lo dejarás a cambio de una pequeña reducción en una de las mensualidades, por ejemplo. Es uno de los muebles que va a estar más presente en tu vida, así que merece la pena el esfuerzo.

Baño con encimera gris y espejo redondo

Pactar un cambio de encimera

Puede que el piso te guste pero que aborrezcas la encimera del baño. En ese caso, puedes llegar a un acuerdo con el casero y cambiar esa encimera oscura y gastada por una nueva y mucho más luminosa. Antes de encapricharte de un modelo concreto, pacta con el propietario un presupuesto y así tu elección será más realista. 

Baño con mampara de ducha y paredes de granito

Sustituir la antigua mampara

Si el piso en el que estás de alquiler tiene una mampara de la ducha muy perjudicada, no te lo pienses dos veces y cámbiala por una nueva. El resultado marcará un antes y un después. Verás cómo tu baño crece en cuestión de segundos. Te recomendamos que lo hagas tan pronto como entres en el piso para amortizar la mampara mucho más tiempo. 

Baño con espejo redondo

Un espejo que refleje tu estilo

El espejo del baño debería seguir el mismo estilo del resto de los muebles y, así, si tienes un baño colonial, optar por un espejo de este estilo, y, si tienes un baño contemporáneo, optar por un modelo de líneas puras. A la hora de colocarlo, ten en cuenta que el espejo debe reflejar sin problema la parte superior del torso y la cabeza. Y que eso depende de la altura de quienes vayan a utilizarlo. 

Baño con espejo cuadrado

Con los pies en el suelo

En un piso de alquiler, no puedes hacer cambios definitivos, pero hay trucos decorativos que te ayudarán a personalizarlo. Es posible que sueñes con un suelo de baldosas hidráulicas, pero te recomendamos que aparques ese deseo para cuando tengas un piso de propiedad. Si no te gusta el suelo de tu baño, hay muchas maneras de disimularlo. La opción más recurrente es acudir a una alfombra en tonos neutros o con un estampado creativo. 

Baño con bañera suelo de color granito oscuro griferia dorada

Grifos nuevos

El uso diario del grifo del baño conlleva un desgaste que hace que resulte necesario cambiarlo pasado un tiempo. Arañazos, un diseño anticuado... son suficientes para querer tomar esa decisión. Después de escoger el modelo que más te conviene (puedes decantarte por uno que te ayude a ahorrar agua), puedes probar a instalarlo tú mismo. Es una tarea de fontanería que no precisa de grandes conocimientos. Recuerda que la tarifa media que cobra un profesional por este trabajo oscila entre los 70 y los 120 euros. 

Baño con mueble de madera de ikea y lavamanos redondo

Lavamanos redondeados

Los lavabos dispuestos a modo de fuentes fijas en alguna pared tienen un origen antiquísimo; se utilizaban en la edad media en las iglesias y los monasterios. Posteriormente, se generalizó su uso doméstico y, en la actualidad, no concebimos un baño sin ellos. Si el lavamanos de tu casa de alquiler parece de la edad media, ya tardas en cambiarlo. ¿Has visto cómo suavizan el baño los de contornos redondeados?

Baño con baldosas cuadradas blancas y taburete de madera

¡Juega con los complementos!

Quizás no puedas alicatar el baño (aunque todo es hablarlo con el casero) pero puedes dejar tu huella a través de los complementos. En este sentido, los taburetes son grandes aliados porque también pueden actuar como mesitas. Los de madera envejecida le darán un toque raw a tu baño, una tendencia que llega procedente de los países escandinavos. También puedes optar por taburetes del mismo color que las paredes para dar una sensación de armonía cromática. 

Estanterias de madera para el baño de Ikea

Apuesta por estanterías abiertas

A veces, evitamos llenar el baño de mobiliario porque acostumbra a ser un espacio pequeño. Pero, con ello, perdemos capacidad de almacenaje. Una solución eficaz, estética y apta para pisos de alquiler son las estanterías abiertas, que te permitirán almacenar toallas y demás ropa de baño. Puedes escoger modelos empotrados que no lleguen hasta el suelo o bien estanterías más completas. En caso de tener niños, evita poner, en la parte inferior, botes de champú, cremas... 

Baño con baldosas de pared pintadas bañera de color azul

¡Efecto sorpresa!

A menudo pensamos en el baño como un espacio puramente funcional. Pero lo cierto es que puede ser tan decorativo como el salón o el dormitorio. Para ello, apuesta por elementos inesperados como los cuadros. Un truco es combinar los marcos con la grifería de la bañera. 

Con estos consejos, conseguirás convertir tu baño en un lugar más personalizado, aunque vivas en un piso de alquiler. Un espejo que esté en sintonía con el resto de muebles, complementos que hacen milagros o una mampara nueva son sencillos trucos para que tu baño parezca nuevo. ¿Hasta dónde puedes llegar a la hora de reformar el baño cuando estás de alquiler? Aquí te damos respuestas. Aunque recuerda que una buena relación con el casero es la mejor inversión que puedes hacer ya que con él podrás pactar reformas que, en otras circunstancias, solo podrías hacer en un piso de propiedad.

Más Sobre
Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?