Marcio Kogan abraza el lujo en Barcelona

El arquitecto brasileño transforma un antiguo edificio de oficinas en ocho exclusivas viviendas

1 / 7
 Francesc Macià 10, de Marcio Kogan

Cada uno de los "superpisos" de 500 metros cuadrados ocupará una planta entera del edificio

Francesc Macià 10, de Marcio Kogan

El proyecto se desarrolla en la antigua sede de la compañía de seguros Winterthur en la plaza Francesc Macià

Francesc Macià 10, de Marcio Kogan

Marcio Kogan no quiso diseccionar la peculiar fachada, y por eso se decidió a crear solo ocho viviendas

Francesc Macià 10, de Marcio Kogan

La continuidad de la fachada acristalada proporciona vistas espectaculares sobre una de las zonas más nobles de la ciudad

Francesc Macià 10, de Marcio Kogan

El equipamiento interior se amolda a la peculiar geometría interior

Francesc Macià 10, de Marcio Kogan

Las ocho viviendas contarán con servicios comunes como conserjería, piscina y gimnasio

Marcio Kogan es, junto con Isay Weinfeld, el abanderado de la nueva arquitectura brasileña

Marcio Kogan es, junto con Isay Weinfeld, el abanderado de la nueva arquitectura brasileña, que entronca con la obra modernista desarrollada por Oscar Niemeyer, Lina Bo Bardi o Lúcio Costa

Al frente de su Studio mk27 radicado en São Paulo, Marcio Kogan se ha convertido en uno de los arquitectos brasileños con mayor proyección internacional. Miembro del prestigioso American Institute of Architects (AIA) y profesor en el Politecnico de Milán, Kogan ha desembarcado en España con dos proyectos residenciales de lujo: Caledonian, en Somosaguas (Madrid), y el más reciente, Francesc Macià 10, que ocupa la antigua sede de la compañía de seguros Winterthur en la plaza Francesc Macià.

Desde su construcción en 1969, el edificio Winterthur, diseñado por el arquitecto suizo Marc Saugey, fue un proyecto peculiar. Su moderna fachada curva de ventanales cubiertos con elementos conocidos popularmente como “cejas” no pasaba desapercibida en un entorno de edificios señoriales de finales del siglo XIX y comienzos del XX. Ese carácter excepcional se mantiene ahora con su transformación en un edificio de ocho viviendas de lujo, de entre 500 y 600 m2, dotadas de servicios comunes como conserjería, piscina y gimnasio.

Cuenta Marcio Kogan que la voluntad de no compartimentar esa fachada tan característica, dibujada por una línea continua de ventanas con una longitud total de 50 metros en cada nivel, fue una de las razones para diseñar un número tan reducido de viviendas. De este modo, los habitantes de cada una de ellas gozará de unas vistas espectaculares sobre una de las zonas más privilegiadas de la ciudad. Eso sí, será una experiencia no al alcance de cualquier bolsillo: el precio de partida de los pisos será de 6 millones de euros.

Otra muestra de que nada se ha dejado al azar en este proyecto exclusivo es el hecho de que para el diseño de su imagen corporativa y estrategia de marca se ha recurrido a la agencia Winkreative, fundada por Tyler Brûlé, el periodista, empresario y editor que se ha erigido en uno de los oráculos del gusto global tras haber creado también las revistas Wallpaper (vendida en 1997 al grupo Time) y Monocle.

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?