La casa con las mejores vistas de Río de Janeiro

Todos los elementos de esta casa en Rio de Janeiro diseñada por el estudio Arthur Casas se han concebido para resaltar tanto las obras de arte expuestas en su interior como el paisaje exterior.

Foto: Fran Parente

Desde el salón, sentados en el sofá, la vista no puede ser más espectacular. De frente, la tranquila playa de Leblon, custodiada por el Morro Dois Irmãos, uno de los parajes naturales más emblemáticos de Rio de Janeiro. A un lado, una escultura cinética de Raul Mourão; al otro, una de las sutiles piezas escultóricas de Arthur Lescher. Y un poco más allá, un cuadro de Vik Muniz, colgando, como muchos otros, de la pared. Tanto la extensa colección de arte que acoge este espacio como el paisaje de fondo son los verdaderos protagonistas de este apartamento creado por Arthur Casas.

De hecho, todos los elementos de la vivienda –desde el mobiliario hasta la iluminación pasando por suelos y paredes– se integran a la perfección con ellos. El proyecto de iluminación, ideado por Maneco Quinderé, así como la paleta de colores y los acabados y materiales elegidos para los muebles y revestimientos "atienden al propósito de resaltar las obras de arte y dar protagonismo al bello paisaje natural", explican los autores. Dicho objetivo se consigue ya desde la entrada, enmarcada por una puerta de cristal que permite obtener, nada más llegar a la casa, una primera e impactante vista del mar.

Respecto al concepto del interiorismo, desde el estudio sostienen que "combina lo moderno y lo contemporáneopara lograr un carácter atemporal en todo el apartamento". Entre los muebles se encuentran algunas piezas icónicas del diseño brasileño moderno, como el sillón Esfera, de Ricardo Fasanello (1969), que encajan a la perfección en el ambiente creando un estilo homogéneo que transmite calma y sobriedad y vuelve a ceder protagonismo al arte y la postal exterior. Lo mismo sucede con las paredes, revestidas de madera en algunas zonas, como la dedicada a la sala de cine en casa o el espacio que acoge una gran cava de vinos, y con los colores neutros, muy naturales, que tiñen todos los detalles del apartamento, incluidas las alfombras, los cabeceros y los baños. Desde Studio Arthur Casas destacan, además, que apostaron "por un diseño dinámico para que los muebles se reorganicen fácilmente, según las necesidades de los propietarios". Y si lo que apetece es simplemente disfrutar, basta con sentarse en cualquier rincón, escoger uno de los cientos de vinos y saborearlo acompañado de las magníficas vistas.

1 /8
Casa del estudio Arthur Casas en Rio de Janeiro 1

En primer plano, la mesa Adi Rectangular, producida por Herança Cultural Art Design Gallery, inspirada en el estilo de los años sesenta. Detrás, el banco Onda, de Jorge Zalszupin para Arquivo Contemporâneo. Al fondo, el sofá Softblock Sofa, diseñado y producido por la firma Micasa. Delante de él, la mesa de centro Pétala, de Jorge Zalszupin para Herança Cultural. Alfombra Acqua, de Nani Chinellato.

Casa del estudio Arthur Casas en Rio de Janeiro 3

La zona de televisión se ha ubicado en un retranqueo del salón, por lo que queda algo separada de la zona central de este, mientras que el televisor se ha situado dentro de un mueble y es prácticamente invisible desde otra perspectiva que no sea la del sofá. Los muros se han panelado con madera, lo que convierte este ambiente en un lugar cálido, confortable y acogedor.

Casa del estudio Arthur Casas en Rio de Janeiro 6

Se pensó que el mobiliario se integrara con la colección de arte, que incluye piezas de artistas como Arthur Lescher, Raul Mourão y Vik Muniz. Sofá Rest, de Arthur Casas para Arquivo Contemporáneo.

Casa del estudio Arthur Casas en Rio de Janeiro 7

En el comedor, la mesa Calacatta Oro Marble, de Studio Objeto. A su alrededor, las sillas Marina, diseño de Jorge Zalszupin para Arquivo Contemporâneo. Lámpara Arco, de Achille & Pier Giacomo Castiglioni para Flos. El proyecto de iluminación es de Maneco Quinderé.

Casa del estudio Arthur Casas en Rio de Janeiro 2

Entre los muebles se encuentran piezas firmadas por grandes nombres del diseño brasileño, como el clásico sillón Gio, que diseñó Sergio Rodrigues y lo nombró así en homenaje a Gio Ponti, editado en la actualidad por Sergio Rodrigues Atelier. El proyecto de interiorismo conjuga así un espacio de carácter atemporal.

Casa del estudio Arthur Casas en Rio de Janeiro 5

En el área social, el comedor y la sala de cine están integrados al living, donde una cava de vinos climatizada tiene capacidad para 240 botellas. La entrada del apartamento está enmarcada por una puerta de cristal que
da acceso al gran salón con vistas al mar. El apartamento tiene una vista increíble a la playa de Leblon y al paisaje montañoso de Rio de Janeiro.

Casa del estudio Arthur Casas en Rio de Janeiro 8

Los colores neutros y tierra se combinan en esta suite. El cabecero Tupi es un diseño de Arthur Casas, al igual que la lámpara de sobremesa T- Emiliano. Alfombra Aqua, de Nani Chinellato. La ropa de cama, de lino, es de Adriana Fortunatto.

Casa del estudio Arthur Casas en Rio de Janeiro 9

El baño se comunica con la suite principal del apartamento. Todo el mobiliario se ha hecho a medida, con madera lacada, sobre un diseño de Studio Arthur Casas. La grifería se ha comprado en Punto.

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?