Lo alternativo toma la alternativa

La XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo premia en La Alhambra de Granada el ingenio y el compromiso como respuesta a la escasez

1 / 19
Casa Andamio, de Bosch Capdeferro .XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Casa Andamio, de Bosch Capdeferro

Casa 1014, de H Arquitectes. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Casa 1014, de H Arquitectes

Caminito del Rey, de Luis Machuca Santa-Cruz. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Caminito del Rey, de Luis Machuca Santa-Cruz

VPO en Vallecas, de Olalquiaga Arquitectos. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

VPO en Vallecas, de Olalquiaga Arquitectos

Masia Can Calau, de Montserrat Nogués i Teixidor. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Masia Can Calau, de Montserrat Nogués i Teixidor

Convento Santa María de los Reyes de Sevilla, de José Morales y Sara de Giles. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Convento Santa María de los Reyes de Sevilla, de José Morales y Sara de Giles

Frontón Gure Jokoa, de OFS Architects. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Frontón Gure Jokoa, de OFS Architects

Casa Luz, de Arquitectura G. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Casa Luz, de Arquitectura G

Gran Canaria Arena, de llps Arquitectos. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Gran Canaria Arena, de llps Arquitectos

Auzo Factory, de Suarez & Santas. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Auzo Factory, de Suarez & Santas

Industria de Montajes Electricos en Don Benito, de José María Sánchez García. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Industria de Montajes Electricos en Don Benito, de José María Sánchez García

Escuela de Vela de Sotogrande, de Héctor Fdez Elorza y Carlos Gª Fdez. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Escuela de Vela de Sotogrande, de Héctor Fdez Elorza y Carlos Gª Fdez

Casa Chao, de CreuseCarrasco. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Casa Chao, de CreuseCarrasco

Museo Colecciones Reales, de Mansilla y Tuñón. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Museo Colecciones Reales, de Mansilla y Tuñón

ETSA de Granada, de Víctor López Cotelo. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

ETSA de Granada, de Víctor López Cotelo

Madrid Río, de Burgos&Garrido, Porras La Casta y Rubio&Álvarez-Sala. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Madrid Río, de Burgos&Garrido, Porras La Casta y Rubio&Álvarez-Sala

Museo Serlachius, de Mara Partida, Héctor Mendoza y Boris Bezan. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Museo Serlachius, de Mara Partida, Héctor Mendoza y Boris Bezan

Huertas en Caramoniña, de Ábalo Alonso Arq. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Huertas en Caramoniña, de Ábalo Alonso Arq

Rehabilitacion de Registro de Vigo, de Jesús Irisarri y Guadalupe Piñera. XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo

Rehabilitacion de Registro de Vigo, de Jesús Irisarri y Guadalupe Piñera

Una Bienal consiste en una tesis y eso lleva a que lo que muestre peque de academicista, que solo lo entienda quien lo organice. En esta ocasión se ha intentado por todos los medios que no sea así. La XIII Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo ha tenido especial cuidado por mostrar una arquitectura "presente en la calle", como señalaba Begoña Díaz-Urgorri, uno de sus tres comisarios, durante la presentación en el Palacio de Carlos V de la Alhambra de Granada de la muestra que expone los trabajos seleccionados para ilustrar la tesis de esta edición, que lleva el título de Alternativas. Es decir, la pequeña escala frente a los grandes proyectos de generosos presupuestos.

La selección de este emplazamiento no ha sido por una cuestión de pintoresquismo. La Alhambra es el monumento más popular de España, con más de tres millones de entradas al año, y se ha hecho un especial esfuerzo por que la exposición sea amable, al alcance de todos, aprovechando el flujo de visitas. La también comisaria de la Bienal, Carmen Moreno Álvarez, destacaba que es "el escenario perfecto porque atrae a todo tipo de público". A través de pequeñas pantallas, opinan no solo los arquitectos responsables de las 22 obras premiadas –visibles en grande sobre la pared– sino también las personas a las que ha afectado su génesis. Máquinas de 3D imprimen maquetas y escaneando estas es posible obtener información técnica sobre el resultado final. Un poco de espectáculo siempre es necesario.

El por qué de esta edición, decía frente al edificio renacentista Patxi Mangado, coordinador general de Bienales de España, es valorar los beneficios de la escasez y el optimismo que lleva aparejada, "una tradición muy española". El arquitecto navarro se ha ocupado de dar unidad a las Bienales, donde se incluyen la Iberoamericana y la presencia española en Venecia, cuyo pabellón se llevó en mayo el León de Oro a la mejor muestra nacional. Enseñaba la respuesta de los estudios españoles frente a la crisis, más de lo mismo. Pero hacen muy bien en insistir. Con mucho sentido, la obsesión de la nueva arquitectura, tras el golpe recibido durante la debacle económica, es salir de su caja de cristal y conectar con la sociedad.

El tercer comisario, Juan Domingo Santos, señalaba que Alternativas quiere enseñar cómo los arquitectos intentan asumir los cambios de la sociedad. "La crisis no es un problema sino un argumento para proponer soluciones más imaginativas. Frente a la arquitectura de autor hemos apostado por el compromiso con el paisaje, el patrimonio, el medio ambiente y la ciudad". Díaz-Urgorri valoraba que el arquitecto español "se le reconoce por su capacidad para innovar y su talento para aportar la mejor solución posible cuando los recursos son limitados".

Que los arquitectos han sabido encontrar nuevos espacios de trabajo se pone en evidencia con proyectos premiados como las Huertas de Caramoniña, en Santiago de Compostela, un "agujero negro" que ahora se ha convertido en un espacio público y abierto de aprendizaje. El ascensor de acceso al casco histórico de Gironella (Barcelona) está cubierto por una celosía cerámica que supone la más mínima intervención y por eso la más acertada, además de anexionar como patrimonio colonias textiles de principios del siglo XX. El nuevo frontón de Orkoien (Navarra) es un bello ejercicio de síntesis y contención. Lo mismo puede decirse, por ejemplo, de la escuela de vela de Sotogrande (Cádiz) y de diversos proyectos de vivienda, todos muy bien anclados en el paisaje. Es el caso de Casa Andamio (Girona), Casa de Luz (Cáceres) o la Casa de los Vientos (Cádiz).

Alternativas es una exposición itinerante que tras Granada (hasta el 12 de octubre) viajará a distintas ciudades de España y el extranjero. En otoño estará en Nueva York y, en paralelo, 20 proyectos de fin de carrera se exponen en la sala La Arquería de Madrid desde el pasado mes de junio dentro del mismo programa de la Bienal.

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?