Este pequeño dúplex en Valencia moderniza la esencia de un barrio de pescadores

El estudio valenciano Viruta Lab firma la rehabilitación y el interiorismo de esta vivienda histórica en el Cabanyal, el antiguo barrio de pescadores de Valencia. Elementos arquitectónicos populares, materiales originales y el alma de este barrio popular están presentes en esta recuperación respetuosa.

Las molduras originales se han reparado para dotar de valor nostálgico al interiorismo.
David Zarzoso
Ores Lario
Ores Lario

Periodista especializada en estilo de vida, decoración y diseño

El barrio de El Canbanyal se ha convertido en una de las zonas de moda en Valencia, incluido por el periódico británico The Guardian en el ranking de los 10 barrios más cool de Europa. Entre sus calles conviven típicas casas de estilo modernista popular de alegres fachadas de colores con pequeños comercios y taberna, que todavía conservan el encanto del que un día fue el barrio de los pescadores y aún guarda su esencia.

En este pintoresco enclave, en un edificio que data de 1946, se encuentra esta vivienda histórica de 85 metros cuadrados a la que el estudio valenciano Viruta Lab se ha encargado de devolver su esplendor oculto, "opacado durante demasiados años por su cierre, la humedad y el paso del tiempo", tal como explican los arquitectos expertos en conservación de patrimonio.

Esta modesta casa en la que vivían los abuelos del actual propietario destila un inconmensurable valor sentimental que respira el recuerdo de una familia entera. El proyecto se ha centrado en elevar el historicismo de la casa para que la tercera generación pueda volver a disfrutar de ella. Viruta Lab lo ha conseguido recuperando las partes esenciales deterioradas aportando un nuevo lenguaje que evoca mar y sal en cada rincón.

1 /14
VirutaLab CasaCabanyal LOW 03
David Zarzoso

El patio

La planta del proyecto responde a la geometría típica del barrio del Cabanyal: dos plantas con una fachada de reducidas dimensiones y una comunicación vertical al fondo junto a un pequeño patio. Para conservar su esencia, el estudio ha mantenido el color de la fachada, así como su distribución ornamental con los huecos y la escalera principal, tal y como determina el legado arquitectónico de aquella época.

VirutaLab CasaCabanyal LOW 04
David Zarzoso

La cocina

Durante la obra, se ha descarnado toda la vivienda para dejar desnudos los ladrillos originales.

VirutaLab CasaCabanyal LOW 21
David Zarzoso

A medida

El mobiliario ha sido diseñado por Viruta Lab, que ha solucionado los elementos discordantes a través de tres materiales: la madera tintada en el tono del resto de la carpintería interior, el textil de esparto y el tejido verde de los asientos.

VirutaLab CasaCabanyal LOW 06
David Zarzoso

El aseo

Con un concepto abierto, la planta baja se ha destinado a las zonas de día, que conectan la entrada de la vivienda con el patio trasero generando perspectivas, potenciando las percepciones geométricas y, al mismo tiempo, crean ventilación cruzada directa y mayor iluminación natural. En ella, se encuentra también una gran caja de madera que vertebra el espacio que funciona como contenedor para el servicio de aseo que queda oculto en su interior.

VirutaLab CasaCabanyal LOW 07
David Zarzoso

Ladrillo y mosaico

Las paredes originales de ladrillo se han preservado en los muros medianeros y contrastan en esta casa con mosaico bicolor azul y blanco roto en modelo damero que viste los suelos y paredes del espacio.

VirutaLab CasaCabanyal LOW 09
David Zarzoso

El mosaico

El mosaico en damero, presente en paredes y suelos, es un elemento típico de las fachadas del Cabanyal y todavía hoy forma parte del imaginario popular del barrio. "Este diseño de damero aporta un efecto óptico hipnótico que maximiza los espacios y se presenta como un elemento diferenciador, tradicional y con una atmósfera propia y singular", apuntan desde el estudio.

VirutaLab CasaCabanyal LOW 25
David Zarzoso

Detalles en verde

Las pinceladas de verde en el mobiliario junto al azul del mosaico damero potencian los colores más utlizados en las viviendas de esta tipología de arquitectura valenciana.

VirutaLab CasaCabanyal LOW 10
David Zarzoso

El patio

El abuelo, propietario original de la vivienda, anclaba cada día su red de pescador en la fachada tras terminar su jornada y el patio interior aún lo dibuja sentado en su banqueta de cuerda junto al abrevadero de piedra que ha sido recuperado por el estudio valenciano como seña del paso del tiempo.

VirutaLab CasaCabanyal LOW
David Zarzoso

La escalera

Las dos plantas están comunicadas por una escalera, que hace de punto de encuentro entre pasado, presente y futuro. En ella, se han preservado los escalones originales de granito de una sola pieza en huellas y contrahuellas; su descansillo está vestido por el terrazo negro de veta blanca original y desemboca en el nuevo suelo de damero introducido por Viruta Lab.

VirutaLab CasaCabanyal LOW 11
David Zarzoso

Carpintería personalizada

Antes de la demolición se recuperó la carpintería original usada en puertas, que ha sido tratada, decapada y encerada. El resto de la carpintería ha sido ideada para  generar los volúmenes destinados a los aseos. Estos cuentan en su interior con el aplacado en mosaico bicolor que cose el interiorismo de la vivienda y con el techo entelado en esparto que diferencia la zona de higiene personal, rematada en microcemento.

VirutaLab CasaCabanyal LOW 12
David Zarzoso

Luz cálida

Para la iluminación se ha apostado por apliques de pared en cada estancia con iluminaciones más puntuales y focalizadas 

VirutaLab CasaCabanyal LOW 15
David Zarzoso

Baño

En la planta superior, Viruta Lab ha proyectado los dos dormitorios que comparten núcleo central: un aseo completo cerrado, a modo de caja de madera, con una zona de lavabo exterior que funciona como isla y elemento diferenciador.

VirutaLab CasaCabanyal LOW 16
David Zarzoso

Elementos originales recuperados

Este baño genera una doble circulación que se tamiza gracias a las antiguas puertas de cristal y madera recuperadas.  

VirutaLab CasaCabanyal LOW 19
David Zarzoso

La azotea

La casa cuenta con una azotea y se ha impermeabilizado la cubierta con una plaqueta tradicional de barro colocada a tresbolillo. Sobre ella, descansa un cenador de madera para poder contemplar las mágicas noches a la luna de Valencia.

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?