Desafiando las leyes de la física: 9 edificios construidos bajo el agua que nos dejan sin respiración

Exploramos cómo la arquitectura subacuática no es algo nuevo pero sí puntualmente explorado, con edificios que desafían la física y ofrecen experiencias asombrosas bajo el mar

El imponente restaurante Under en Noruega

El imponente restaurante Under en Noruega

IVAR KVAAL
Aleks Gallardo
Aleks Gallardo

Periodista especializado en interiorismo y diseño

La arquitectura subacuática, un campo que une tecnología avanzada, diseño innovador y una profunda comprensión del medio ambiente marino, ha evolucionado significativamente a lo largo de las décadas. Desde los primeros conceptos de viviendas y estructuras submarinas, imaginados por visionarios como Jacques Cousteau, hasta los modernos hoteles y restaurantes de lujo sumergidos, esta rama de la arquitectura continúa desafiando y expandiendo los límites del diseño y la ingeniería.

Históricamente, la idea de construir bajo el agua ha fascinado a la humanidad durante siglos. Si pensamos en un arquitecto con un interés especial por el mundo marino, nuestro hombre es Jacques Rougerie, quien mostró un interés temprano en la arquitectura submarina. Y es que no fue hasta la llegada de materiales modernos y tecnologías de construcción avanzadas que estos conceptos pudieron realizarse. En las últimas décadas, arquitectos como Koen Olthuis, especializado en arquitectura flotante y subacuática, han llevado la idea a nuevos niveles.

Con una mirada detallada a cada una de estas estructuras, apreciaremos cómo la arquitectura subacuática está literalmente sumergiendo a sus ocupantes en un mundo antes inexplorado.

1 /9
Under, Noruega
Wikimedia Commons

Under, Noruega

Este restaurante único, diseñado por la firma de arquitectura Snøhetta, tiene una sección sumergida a 5 metros bajo el nivel del mar. Con capacidad para 100 comensales, Under es también un centro de investigación para la vida marina, destacando su compromiso con la sostenibilidad y la conservación del océano.

The Deep Joy, Italia
The Deep Joy

The Deep Joy, Italia

Ubicada en Montegrotto Terme, esta piscina es conocida por su profundidad de 42 metros, lo que la hace ideal para buceadores y nadadores avanzados. Incluye plataformas a diferentes profundidades y una serie de cuevas subacuáticas para explorar.

Coral Greenhouse, Australia
MOUA

Coral Greenhouse, Australia

¿Un museo subacuático? Sí. El Coral Greenhouse, situado en John Brewer Reef en Australia es un ejemplo fascinante de cómo la arquitectura puede contribuir a la conservación marina.

Diseñado por el artista Jason deCaires Taylor, conocido por sus impresionantes esculturas bajo el agua que fomentan la vida marina, este invernadero en las profundidades es tanto una obra de arte como un instrumento ecológico. La estructura, anclada al lecho marino, está construida con materiales ecológicos que fomentan el crecimiento de corales y sirven de hábitat para la vida marina.

The Muraka, Maldivas
Minotti

The Muraka, Maldivas

Como una joya de la corona en el Conrad Maldives Rangali Island, The Muraka es el primer hotel submarino del mundo. La suite bajo el agua, situada a cinco metros de profundidad, cuenta con una habitación, un baño y un salón, todos con paredes de acrílico transparente que ofrecen vistas panorámicas de la vida marina. Arriba, en la superficie, los huéspedes pueden disfrutar de instalaciones de lujo como una terraza para tomar el sol y una piscina infinita.

Subsix, Maldivas
Subsix

Subsix, Maldivas

Este restaurante, ubicado a 500 metros de la costa y accesible solo en barco, ofrece una experiencia gastronómica sublime a 6 metros bajo el nivel del mar. Con su diseño inspirado en la vida marina, los comensales pueden disfrutar de su comida rodeados de coral, peces exóticos y tiburones.

Atlantis The Palm, Dubai
Atlantis

Atlantis The Palm, Dubai

Este hotel es famoso por su lujoso acuario Ambassador Lagoon, que alberga más de 65,000 criaturas marinas. Lo más destacado son las suites Poseidón y Neptuno, que ofrecen paredes de cristal desde el suelo hasta el techo con vistas directas al acuario, brindando una sensación de estar sumergido en el océano, y también su restaurante, en la imagen.

Nemo 33, Bélgica
Nemo33

Nemo 33, Bélgica

Aunque ya no es la piscina más profunda del mundo, Nemo 33 sigue siendo notable por su diseño y funcionalidad. Con una profundidad de 33 metros, la piscina está climatizada a 33 grados Celsius y ofrece a los buceadores una serie de cavernas y plataformas submarinas para practicar buceo.

Poseidon Undersea Resort, Fiji
Poseidon Undersea Resort

Poseidon Undersea Resort, Fiji

Este proyecto ambicioso, aún en desarrollo, promete ser un hito en la arquitectura subacuática. El resort planea ofrecer 25 suites sumergidas a unos 12 metros bajo el agua, con vistas a un arrecife coralino prístino. Además, se espera que cuente con un restaurante bajo el agua, un gimnasio y una capilla para bodas.

Lovers Deep Submarine
Oliver’s Travel

Lovers Deep Submarine

No es un edificio, es un submarino, pero tenemos que incluirlo en este listado por lo impresionante de sus interiores. Ofreciendo la máxima privacidad y lujo, este submarino hotelero permite a las parejas sumergirse literalmente en el fondo del mar. Eso sí, se dice que es el hotel más caro del mundo. Bajo el océano, en Santa Lucía, un país insular de las Antillas situado al este del mar Caribe, en el límite con el océano Atlántico. Agárrate, desde 292.000 dólares (258.000 euros) por noche. ¿Merece la pena?

 

Si quieres estar al día de todo lo que publicamos en www.arquitecturaydiseno.es, suscríbete a nuestra newsletter.

Loading...