Adorna tu casa de Navidad sin comprar nada

Este año, transforma ramas, botellas o una cristalería incompleta en adornos navideños para tu casa.

En estas próximas fiesta, atípicas y caseras, queremos tener nuestra casa decorada y sentir el ambiente navideño. Pero si tu opción personal pasa por no gastar mucho en la decoración puntual propia de la época, puedes encontrar soluciones que no requieran desembolso previo. La primera es encontrar la caja donde tienes guardados los adornos de otros años, saca bolas, luces y guirnaldas y si están en buen estado, puedes darles una nueva oportunidad o atrévete incluso customizarlas. Si ya están estropeadas y quieres reducir el gasto de ornamentos navideños, aprovecha el material que tengas en casa para darle un toque festivo y diferente.

1 / 6
Arbol de navidad hecho con ramas y kokedamas

Como un árbol

Las ramas ofrecen todo un mundo de posibilidades estéticas y decorativas. Hazte un una grande, mejor que esté seca y tenga una forma que te guste, y conviértela en tu árbol de navidad conceptual. Solo tienes que adornarla con bolas, luces o adornos y tendrás el conjunto perfecto para decorar la entrada de casa o el salón.

Corona de eucalipto para decorar la casa en Navidad

Recursos naturales

Estas navidades atípicas son perfectas para aprovechar los recursos que tenemos en casa. Podemos crear atmósfera navideña con pequeños detalles de elementos propios de invierno. Por ejemplo, si decoras una bandeja que tengas en casa con piñas secas, ramas de acebo o de eucalipto, puedes hacer un centro de Navidad casero y muy vistoso. Además, cuando pasen las fiestas no tienes por qué quitarlo, ya que podrá seguir dando a tu hogar un toque cálido y natural.

Cochecito de color rojo para decorar la casa en navidad con un bote de cristal

Botes llenos de encanto

Con un frasco de vidrio y un poco de imaginación, puedes conseguir un centro de mesa bonito y sencillo que vestirá cualquier rincón. En su interior puedes recrear escenas de Navidad en tamaño diminuto, pero puedes apostar por algo más sencillo como meter velas u ornamentos navideños para conseguir un elemento decorativo económico y lleno de encanto.

Arbolito de navidad hecho con piñas en color marrón

Con las piñas

Aprovecha tus paseos al campo para recoger piñas y distribúyelas en los rincones de la casa como elemento temático. También puedes dejar volar la imaginación y darles una segunda vida a estos elementos naturales pintándolos con spray. Más sencillo, imposible.

Botellas de ginebra con luces de Navidad

Dentro de una botella

La luz es única para generar atmósfera, así que cuídala. Una idea para crear rincones con encanto es coger una botella de vidrio, de vino por ejemplo, que hay que limpiar y quitar las etiquetas para luego colocar dentro una guirnalda de luces led. Su estética funciona tanto en solitario como en conjuntos de botellas.

Pastel con frosting blanco y arbol de Navidad

Dale la vuelta a la cristalería

Sin complicaciones y sin desembolso. Solo tienes que rescatar de la alhacena copas viejas o desparejadas y darles la vuelta. Puedes usar la base como candelabro y poner una vela en la parte superior o rellenar la copa con espumillón o adornos. El resultado, además de económico, es muy original y festivo.

 

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?