15 cosas que deberías sacar de casa antes de que termine el año para mejorar tu espacio

Los japoneses hacen una limpieza profunda cuando se acerca el fin del año, para empezar el nuevo año libres de cargas innecesarias. ¿Te sumas a la tradición?

15 cosas que deberías sacar de casa antes de que termine el año

Lo que deberías sacar de casa antes de que termine el año y mejorar el espacio de tu hogar.

Eugeni Pons
Ores Lario
Ores Lario

Periodista especializada en estilo de vida, decoración y diseño

Expertos en orden y simplicidad, para los nipones el 28 de diciembre es el día en que practican Oosouji, que implica ordenar la casa y la mente. Se trata de una limpieza profunda, en la que se sacan todos los objetos de los cajones y muebles para deshacerse de todo aquello que no sea necesario. Y, al mismo tiempo, se aprovecha para limpiar el polvo y la suciedad de los lugares que normalmente están llenos de cosas.

Esta práctica inspiró a Marie Kondo para crear su conocido método de orden, que se realiza durante una jornada completa, pero como nuestros hogares no son tan minimalistas como los de los japoneses, puede que nos lleve más días. Por eso te animamos a empezar ya y a deshacerte antes de que acabe el año de 15 cosas innecesarias que guardas en casa y lo único que hacen es ocupar espacio y atrapar polvo. Si no se te ocurre por dónde empezar, mira esta selección de ideas.

1. Vajilla desparejada

Echa un vistazo a tu alacena y mira a ver qué vasos o platos tienes que no casan con ningún otro. Aprovecha el cambio de año para renovarlos por otros que sean más elegantes y con un estilo que responda a tus gustos. Aprovecha también y quita todos los que estén un poco descascarillados. 

 

Vajilla Zara Home

 

 

Zara Home

2. Alfombras desgastadas

Antes una alfombra era para toda la vida. Su calidad y materiales estaban diseñados para ser piezas longevas y atemporales. Pero los modelos actuales se desgastan con mayor facilidad. ¿Nuestro consejo? Haz una inversión para toda la vida y deshazte de esa alfombra barata (aunque resultona) que ahora tienes en el salón.  

3. Trapos viejos

El mantel, ese elemento imprescindible para no estropear la mesa, tiene una vida útil limitada y acaba rompiéndose o con manchas que lo hacen inservible. Lo mismo ocurre con las toallas y los trapos que se usan para limpiar. ¿ Si estos textiles ya no se pueden aprovechar más, antes de que termine el año sácalos de casa y recíclalos en los contenedores de ropa.

Di adiós a los trapos viejos que no usas.

4. Ropa que no usas

Sabemos que es difícil desprenderte de esa camisa que te encantaba hace seis años o ese pantalón que llevas varios inviernos sin conseguirte abrochar, pero es un hecho, todo lo que no nos ponemos y que ya no nos emociona, debe salir del armario. Piensa en el espacio que ganarás, que se traducirá en un mayor orden y más mimo para las prendas que quieres conservar.

 

 

5. Cajas vacías

Dentro de la ingente cantidad de objetos que guardamos pensando en que podremos necesitarlos en un futuro están las cajas. Seguro que en tu casa tienes de todos los tamaños y ocupan un espacio muy valioso. Ha llegado la hora de reciclarlas.

cajas cartón

6. Medicamentos caducados

Probablemente tu botiquín también necesite una limpieza. Aprovecha para revisar las fechas de caducidad de tus medicamentos y los que estén caducados, llévalos a reciclar a los contenedores de las farmacias.

7. Móviles y tecnología obsoleta

Seguro que encuentras teléfonos, radios y auriculares estropeados u obsoletos guardados en un cajón y sabes que no vas a usarlos más. Despídete de ellos llevándolos a un punto de reciclaje

La lámpara también puede alimentar pequeños dispositivos electrónicos como móviles gracias a un puerto USB integrado.

8. Pilas que no funcionan

Seguro que tienes un bote en el que vas dejando pilas que ya no funcionan. Cuando esté lleno, deposítalas en un punto limpio.

 

 

9. Papel de regalo usado

Ese precioso papel que envolvía un regalo que has recibido y que guardaste para reutilizarlo, tiende a acabar arrugado, descolorido y con dobleces que no te permiten usarlo de nuevo. Fuera de casa, ¡ya!

Ikea-Navidad papel de regalo

10. Muestras de cosméticos

Te encanta despegarlas de las páginas de las revistas y guardar los envases mini que te regalan cuando compras algo pero, ¿cuánto tiempo lleva ese sobrecito con una muestra de sérum en el cajón del baño? Probablemente esté caducado.

11. Bolígrafos secos

Seguro que tienes un bote lleno de bolígrafos, rotuladores, marcadores, pero cada vez que necesitas escribir con ellos o usarlos, alguno no funciona. Ha llegado la hora de despedirte de ellos.

Mari Kondo cajon con lapices tizas y libretas ordenado-1 (1)

12. Botones sueltos

Las prendas con botones suelen llevar piezas de repuesto que guardamos como oro en paño pero... ¿has cosido uno alguna vez? Además, seguro que la mayoría de la ropa con la que venían ya ni la guardas.

13. Calcetines desparejados

Si conservas calcetines solitarios por si algún día se obra el milagro y aparece su segunda mitad, sé práctico y despídete de ellos.

Mari Kondo Como doblar calcetines bien ordenados-1 (1)

14. Apuntes

Una de tus estanterías está a reventar con los libros y apuntes de tu tierna infancia. ¿Tienes previsto repasar? Deposítalos ya en el contenedor.

15. Utensilios de cocina desgastados

Las tablas y otros utensilios de madera, esa sartén que tanto aprecias pero que siempre se pega o utensilios de cocina a los que no has dado uso en la vida solo ocupan un valiosísimo espacio en tu cocina. Aprovecha el cambio de año para hacer hueco para lo que sí usas y, además poner un poco de orden. 

 

Si quieres estar al día de todo lo que publicamos en www.arquitecturaydiseno.es, suscríbete a nuestra newsletter.

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?