Esta masía moderna en la Costa Brava te dejará un buen sabor de boca

Resetear el cuerpo y la mente y redescubrir lo que verdaderamente importa. La propuesta de Mabel y Bob, al frente de La Cura Retreats, no puede ser más necesaria en estos tiempos. En este alojamiento ubicado en una antigua masía cerca de la Costa Brava la gastronomía de kilómetro cero juega un papel importante, apoyada por una cocina en donde destacan los diseños de bulthaup.

1 / 9
hotel-bulthaup-4

El denominador común de los diferentes retiros temáticos es una alimentación basada en los productos de la propia masía.  

 

hotel-bulthaup-6

La pareja mantiene un estrecho vínculo con la marca bulthaup desde que la eligieran para la cocina de su propia casa en la Costa Brava.  

cocina-bultahup-5

Profesora de pilates y consumada yogi, Mabel ha desarrollado a lo largo de los años un conocimiento profundo de cómo debe ser un retiro 

 

hotel-bultahup-7

El huerto surte de productos de temporada a la cocina, pieza fundamental de la organización funcional del alojamiento.

bulthaup-hotel-1

Un destino donde la desconexión no es un mero paréntesis, sino el punto de arranque de una vida más genuina.

cocina-bulthaup-2

La Cura Retreats ofrece retiros temáticos relacionados con la relajación, la meditación, el teletrabajo e, incluso, las finanzas. 

 

hotel-bulthaup-3

Mabel ha ideado un retiro que procure una experiencia en el que la naturaleza y nuevas expresiones de bienestar enriquezcan el cuerpo y la mente.

 

hotel-bulthaup-1

Conocedores de la zona –desde años veranean en la Costa Brava– encontraron esta masía con quinientos años de historia. “Era una ruina divina”, comenta Mabel.

hotel-bulthaup-8

La cocina ha sido realizada por bulthaup Girona, con mobiliario del modelo bulthaup 3 con acabado laminado color piedra, madera de roble natural y zócalo de aluminio.

 

Si es verdad que la pandemia ha marcado un antes y un después en nuestra idea de bienestar personal, de cómo y dónde alcanzarlo tanto dentro como fuera de nuestra casa, La Cura Retreats es uno de esos lugares llamados a protagonizar un nuevo concepto de alojamiento.

Tras años de compaginar sus respectivas profesiones –ella, puertorriqueña, profesora de pilates y consumada yogi; él, holandés, experto en finanzas– con la restauración de casas, con sus cuatro hijas ya criadas, Mabel y Bob quisieron encarar una nueva etapa vital buscando un lugar donde hacer realidad su idea de un retiro de bienestar sostenible.

“Los interiores eran oscuros, pero la estructura estaba intacta, y el lugar tenía un enorme potencial”. Con ayuda del estudio Arau Mediavilla Arquitectes y el apoyo de Catherine Wilson como arquitecta creativa desde Londres, la paisajista Miriam Baena y Ariadna Asturias, de la empresa constructora Somnis a Mida –según Mabel, este es un proyecto con “una vibra muy femenina”– realizaron una restauración escrupulosa –exigida además por la regulación local– que respeta la identidad original de la masía y sus construcciones adyacentes a la vez que ofrece un alojamiento moderno, confortable y ligero.

El huésped de La Cura Retreats experimenta un contacto íntimo con la naturaleza no solo por el lugar –rodeado de nogales, con un trasfondo de campos de cereales, masas de robles y encinas y suaves colinas que anteceden la cercana presencia del Mediterráneo– sino a través de su implicación con la propuesta gastronómica, basada en productos procedentes del propio huerto. Equipada con mobiliario bulthaup, la cocina es un espacio amplio y cálido, con el huerto a la vista, “en el que pasamos mucho tiempo”, añade Mabel. Y es que para ella, la pandemia ha puesto en evidencia las cosas que verdaderamente importan. Una de ellas es la salud: “Vivir de una manera que fortalezca el sistema inmunitario es un modo de conectar cuerpo y mente”. La otra cosa es el valor del tiempo, y en La Cura Retreats lo hay de sobras para reencontrarse con uno mismo.

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?