Ideas para tener tu propia colección de arte moderno en casa con un presupuesto ajustado

Si eres un neófito en la materia te adelantamos que, antes de comprar, tienes que haber visitado muchas galerías y museos.

"El propósito del arte es quitar el polvo de la rutina de nuestras almas". Esta acertada frase de Pablo Picasso corrobora la importancia de rodearnos de arte en casa. Pero empezar a comprar obras originales puede parecer, a priori, una tarea abrumadora, sobre todo cuando no se está familiarizado con el proceso de compra o tiene un presupuesto limitado. Estamos aquí para quitar miedos y confirmar que el arte es para todos. Cualquier momento es bueno para comenzar (o retomar) una colección de arte, solo hay que ir poco a poco.

 

1 / 6
Cocina con cuadro en la pared. Ver y observar

Ver y observar

Lo primero que hay que hacer es mirar todo lo que nos rodea, empezando por gestos tan sencillos como estar atentos a los grafitis de las calles, los azulejos del metro o los cuadros de las paredes de tu cafetería favorita. Lo más probable es que tengas un gusto único, pero quizá no sepas traducirlo en el contexto artísticos.

Después, da un paso más y aventúrate a entrar en una galería o un museo. Empieza a incluir el arte en tu día a día para determinar lo que te gusta y lo que no. Si no sabes lo que estás mirando, no tengas miedo. Esa es la parte divertida del coleccionismo: es un constante aprendizaje.

Dormitorio con cuadros sobre un mueble auxiliar. Conecta con influyentes

Conecta con influyentes

Los artistas, coleccionistas, escritores o entusiastas, es decir, cualquier persona que tenga un punto de vista y una pasión, te ayudarán a comprender el arte. Al hablar abiertamente con ellos, aprenderás. Escúchales pero también intercambia opiniones y recomendaciones con otros aficionados como tú. Es un mundo muy divertido y desde dentro se disfruta aún más.

Salon con rincon de lectura con cuadro amarillo. Empieza tu colección

Empieza tu colección

Ten en cuenta tu presupuesto: el arte puede ser un viaje para toda la vida, así que tómate tu tiempo. Y especialízate. Cuanto más definida sea tu colección de arte, mayor coherencia tendrá y, por lo tanto, más interesante.

salon con pared negra y cuadro en color rosa. Asiste a ferias

Asiste a ferias

Estos eventos son una forma eficaz de ver mucho arte a la vez. Art Basel en Miami, Frieze en Londres, o Arco y Estampa en Madrid son citas con identidad propia que aglutinan a importantes galerías y ayudan a acercar al gran público el arte actual.

Comedor con cuadro sobre un aparador. Pasa a la acción

Pasa a la acción

Al mirar se comienza a descubrir el arte. Luego toca involucrarse. Como futuro coleccionista, piensa en lo que te gusta o a lo que aspiras y empieza a investigar. Comprueba programaciones de museos y toma nota de lo que museos y galerías ofrecen que puedan resultarte interesantes: conferencias de artistas, visitas a estudios, entradas privadas a museo… Es un proceso que lleva su tiempo, pero comenzarás a aprender más sobre el arte desde todas las perspectivas: galeristas, patrocinadores, mecenas, artistas…

Salon con cuadros y esculturas. Explora la red

Explora la red

Internet es tu amigo para investigar e incluso para comprar arte. Durante la última década han nacido numerosas plataformas y ahora hay más recursos que nunca para aprender sobre arte, como las redes sociales.

Suscríbete a nuestra newsletter para descubrir las ideas más interesantes para decorar los interiores de tu casa.

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?