Remedios caseros para tener plantas perfectas en casa por poco dinero

Revisa tu despensa, porque contiene ingredientes que harán que las plantas de tu jardín estén siempre radiantes y preciosas. Con ellos serás la envidia de todos tus vecinos.

Si quieres aprovechar los rayos de sol primaverales para trabajar en tu jardín, pero eres neófito en el tema, este artículo te interesa. Estamos aquí para decirte que cultivar flores y plantas es un arte, pero se puede aprender y también hay trucos económicos que te ahorran el viaje a la ferretería o al centro de jardinería porque se basan en el reciclaje de objetos que ya tienes por casa, especialmente en la cocina. Toma nota de estos consejos, económicos y fáciles de seguir, con los que conseguirás que tu jardín sea la envidia del vecindario.

 

 

1 / 7
Macetero con bulbos. Divide los bulbos

Divide los bulbos

Con este sencillo gesto puedes duplicar la belleza de tu jardín y ahorrar dinero. Los tulipanes, lirios y narcisos son ideales para esto cuando se trata de dividir los bulbos. ¿Cómo hacerlo? Cuando notes que tus plantas no florecen como acostumbraban, sacúdelas y luego retira con cuidado los bulbos pequeños y desplazados de la base de la planta para plantarlos de nuevo y duplicar las flores sin gastar más dinero.

Macetero para plantas grandes. Grandes tiestos

Grandes tiestos

¿Alguna vez te has preguntado cómo se llenan los grandes macetones? Por supuesto puedes usar bolsas de tierra o puedes intentar un enfoque más económico y ecológico. El truco está en llenar en recipiente con latas o botellas de plástico que tengas para reciclar y luego apila la tierra encima. De esta manera, ahorras en tierra, además mejoras la aireación y el drenaje en la parte inferior de la maceta y puedes mover la planta con más facilidad.

Ficus en una maceta en forma de cesta. Usa alambre

Usa alambre

Para anclar en una pared las plantas trepadoras o enredaderas y crear una refrescante pared verde, solo tienes que guardar los alambres que sirven para cerrar las bolsas de pan de molde y usarlos después para sujetar las plantas a la celosía de madera o a un poste.

Mano con una planta. Con huevos

Con huevos

Las cáscaras de huevo son una excelente fuente de calcio, potasio, magnesio y fósforo y puedes usarlas como fertilizante en suelos arcillosos. Cuando plantes, agrega un poco de cáscara pulverizada en cada agujero. Después, espolvorea un poco en la tierra cada dos semanas.

Estanteria con plantas. Con vinagre

Con vinagre

El ácido en este alimento básico de la despensa es un estupendo aliado para terminar con las malas hierbas como los dientes de león, así que rocía un poco a cada planta intrusa del jardín. La única pega es que tendrás que aguantar el olor fuerte por un tiempo.

Planta con tiesto de barro. Reutiliza los filtros del café

Reutiliza los filtros del café

Trasplantar plantas a macetas nuevas o al suelo puede ser complicado y deja huella ya que la suciedad puede caer por todas partes cuando intentas sacarlos de su sitio original mientras se altera su delicado sistema de raíces. La solución para este problema la encontrarás en los filtros de café. Coloca uno en la base de la maceta, llénalo con tierra y planta las semillas o plantas papel. Cuando vayas a trasplantarla, solo tienes que levantar el filtro suave y uniformemente para evitar que la tierra suelta se derrame.

Chica con una planta monstera en el sofa de casa. Mide la temperatura

Mide la temperatura

El termómetro de tu cocina no solo sirve para calcular la temperatura perfecta de la carne. También puedes pegarlo a la tierra para saber si el suelo está lo caliente (es decir, por encima del punto de congelación) para plantar. Un termómetro estándar de carne o digital funcionará

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?