Asómate a una cabaña de pescadores contemporánea en Canadá

El estudio Omar Gandhi Architects firma una elegante versión actualizada de la típica cabaña de pescadores. Una figura de hormigón que se abre al paisaje gracias a sus interiores diáfanos con ventanas enormes.

Sobre una lanza del terreno en un área de marismas al sur de Nueva Escocia (Canadá) se levanta esta vivienda diseñada por Omar Gandhi que rompe con el esquema tradicional de cabañas y casas humildes de la zona. Es, sin embargo, muy respetuosa con ese entorno. Con su forma baja, larga y horizontal esta figura de hormigón se inspira en los antiguos pajares de heno. Como los propietarios utilizan la casa como refugio para descansar después de realizar sus actividades de ocio favoritas (pescar, pasear, nadar...) era imprescindible que fuera una construcción duradera y amable. Así, el estudio apostó por una combinación mágica: hormigón revestido de madera local. 

1 / 9

La forma del edificio es baja, larga y horizontal. Se inspira en los viejos pajares de heno, construidos en elevación para protegerse del agua cuando las marismas se inundaban.

 

Una terraza abierta y con techo frente al dormitorio principal permite disfrutar de una taza de café mientras se contempla el amanecer. Un segundo porche es la extensión de la sala de estar.

 

El gran espacio de la sala es abierto, versátil y libre de distracciones para disfrutar de la vista al exterior. 

Elementos flexibles como una serie de paneles corredizos, puertas de granero y una chimenea giratoria central permiten que el centro de actividad y la gravedad fluyan fácilmente.

El interiorismo ha jugado con pocas piezas de altísima calidad que embellecen y enriquecen el espacio y que contribuyen a la sensación de fluidez. 

El diseño semicircular de la residencia coloca las áreas comunes a lo largo del lado de las vistas, mientras los servicios se ubican en la parte posterior de la planta.

El arco de entrada se orienta con un pasillo alto, comprimido en los lados, dando paso a la gran sala, donde se presenta el paisaje horizontal de la costa pantanosa y la vista hacia el mar, salpicado de islas.

El económico techo está inspirado en el de las chozas de pesca con un suave giro: hecho también cedro blanco, este se extiende a las paredes exteriores, creando una caparazón de tejas de madera.

Los propietarios utilizan la casa para pasatiempos "activos" como la natación, la pesca, los paseos en bote y el senderismo. A tal fin, era crucial que el espacio esté diseñado para ser duradero, resistente y de fácil mantenimiento.

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?