Este alegre piso lleno de color sorprende con sus escaleras flotantes

Los propietarios de este piso son amantes del arte y su arquitecto se inspiró en una obra de la Tate Modern para el diseño de las impactantes escaleras.

Las vibrantes y creativas personalidades de los dueños de esta vivienda de tres pisos quedan reflejadas por doquier en el espacio, la vibrante reforma hace que las características ornamentales de la arquitectura georgiana casen alegremente con el atrevido diseño lleno de inflexiones artísticas. 

Diez años han pasado desde Michaelis Boyd combinara dos pisos de este edificio convirtiéndolo en un dúplex de cuatro dormitorios; ahora, el estudio de arquitectura con sedes en Londres y Nueva York ha revisado la propiedad para dar respuesta a los gustos contemporáneos y a las nuevas necesidades de los propiedades, ampliando el espacio con un tercer piso adicional. El resultado es una serie de espacios llenos de luz que combinan el patrimonio arquitectónico del edificio con un sentido ecléctico de sofisticación contemporánea y extravagancia irreverente.

El punto focal de la casa, tanto conceptual como visualmente, es la escalera flotante de un brillante color rojo que conecta el espacio habitable del primer piso con los cuartos privados del segundo, un espectáculo arquitectónico cuyo tono vibrante y particular construcción convierten esta escalera, diseñada en colaboración con Diapo y Webb Yates Engineers, en una obra de arte escultórica. Su original diseño está inspirada en la instalación que el artista Dos Ho  Suh tiene en la Tate Modern, Staicase-III, parte de una serie de obras basadas en los recuerdos personales del artista referentes a los espacios arquitectónicos. Los arquitectos han sustituido la tela de poliéster roja utilizada por el artista por metal perforado, reproduciendo las cualidades etéreas de la obra de arte sin poner en riesgo la integridad de la construcción. Esta estructura encapsula los intereses artísticos de los propietarios, uno de los cuales es un coleccionista y consultor de arte parisino. Michaelis Boyd se propuso, en este proyecto, que el cliente viviese en su arte en lugar de exhibirlo.

Los demás espacios se han mantenido lo más abiertos y luminosos posible, derribando paredes internas y reemplazándolas por mamparas de vidrio con marcos de acero y agregando tragaluces ahí donde fuera posible. 

En el segundo piso, cuatro habitaciones amplias y luminosas y un vestidor son el paradigma de la elegancia minimalista. Con azulejos geométricos e inesperados tragaluces en los baños, se crean acentos divertidos en el espacio. En el tercer piso, una sala familiar incluye un salón un comedor y una cocina; una pared en tonos pistacho con estanterías integradas en gris oscuro muestra la colección de juguetes de los niños. En toda la casa, las características de la época, como las yeserías del techo, se yuxtaponen ingeniosamente con los muebles de mediados de siglo y las colecciones de arte contemporáneo de los propietarios, así como con las extravagantes intervenciones del diseño de interiores de Michaelis Boyd, creador comprometido con su meta, la de desafiar las expectativas.
 

1 / 9
casa en londres con diseño moderno y escaleras flotantes rojas 9

El salón de esta casa está lleno de color, desde las súper escaleras hasta el sofá pasando por la no menos espectacular librería del estudio que vemos a través de las mamparas de cristal que dividen el espacio. Una armonía en arcoíris que no deja cojín al azar.

casa en londres con diseño moderno y escaleras flotantes rojas 4

Pasar por estas escaleras es como habitar una escultura, el volumen de malla metálica roja nos rodea y no sabemos si estamos en un museo o reviviendo una experiencia infantil.

casa en londres con diseño moderno y escaleras flotantes rojas 2

Un detalle interesante del diseño y colocación de estas mamparas de cristal para dividir el espacio es el corte en las molduras cerámicas del tejado que, precisamente, llama nuestra atención hacia ellas en un interesante contraste entre lo viejo y lo nuevo.

casa en londres con diseño moderno y escaleras flotantes rojas 1

La cocina se alza tras otra mampara de cristal. Esta forma de dividir el espacio permite que la luz viaje libre por toda la vivienda creando al mismo tiempo interesantes volúmenes.

casa en londres con diseño moderno y escaleras flotantes rojas 3

La última incorporación a la vivienda es la tercera planta en la que se ha construido un espacio familiar con un salón-comedor-cocina donde una estantería integrada expone los juguetes de los niños.

casa en londres con diseño moderno y escaleras flotantes rojas 8

En esta terraza urbana hay dos únicos protagonistas, los materiales y las plantas, diseño ultra-minimalista, está amueblada sólo con una mesa de madera con sus dos bancos.

casa en londres con diseño moderno y escaleras flotantes rojas 5

Detalle de la cama, sábanas de algodón, cabezal tapizado en lino, un llamativo cuadro y una preciosa mesita de noche antigua. 

casa en londres con diseño moderno y escaleras flotantes rojas 6

Los cuartos de baño tienen un juego de tonos monocromáticos en blanco y negro, baldosas geométricas y una bañera estilo anticuario en negro, enmarcado por las también negras puertas.

casa en londres con diseño moderno y escaleras flotantes rojas 7

Otro de los baños de la vivienda está recubierto enteramente, desde el suelo hasta las paredes, por estas baldosas blancas con lechada en legro. Los elementos añadidos, como el lavamanos, son piezas de anticuario que dan un aspecto retro al conjunto.

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?