Una casa de pueblo en Cadaqués que revive y vuelve a sus orígenes

En Cadaqués, un pueblo marinero que no quiere perder su esencia, el estudio Bombí+Gómez ha reformado una casa de tres plantas sirviéndose de técnicas y materiales autóctonos.

En la planta intermedia, la escalera que conduce al piso superior es de escalones de madera de iroco anclados al muro de piedra. En el segundo, usado como estante, la lámpara de sobremesa es el modelo Cesta de Miguel Millá para Santa & Cole

En la planta intermedia, la escalera que conduce al piso superior es de escalones de madera de iroco anclados al muro de piedra. En el segundo, usado como estante, la lámpara de sobremesa es el modelo Cesta de Miguel Millá para Santa & ColeFoto: Eugeni Pons

Cadaqués marca estilo. Aunque ahora es una meca del turismo, no ha perdido su esencia marinera. Como nos cuenta Bea Bombí, autora del interiorismo de esta casa de pueblo en hilera, la normativa municipal es estricta: las fachadas deben ser blancas y las carpinterías verdes, azules o rojas carruaje. Por esta última opción se decantaron la arquitecta Elvira Gómez y Bea Bombí, del estudio Bombí+Gómez, eligiendo el color que más la devolvía al origen. También decidieron conservar los arcos y la bóveda de planta baja, pavimentar esta planta con piedra de pizarra extraída de canteras locales, repicar las paredes hasta encontrar la piedra de los muros originales y encalarlos de blanco, utilizar la cerámica vitrificada propia del Empordà y optar por el pino cepillado, el iroco y el tablero marino para las carpinterías.

A nivel compositivo destaca el contraste entre la fachada de acceso –vernacular, pintoresca, noble, jerárquica, con aberturas labradas color rojo carruaje– y la fachada a patio, más racional, austera, con aberturas simples sobre un plano blanco, telón de fondo del jardín seco, de gravas y piedras, sobre el que se erige esa volumetría. Todo en esta casa es ahora nuevo –antes de la reforma era una ruina–, pero habitándola se siente que hace mucho que ha estado ahí, esperando que la rescataran.

1 /12
casa marinera mediterráneo cadaqués estudio bombí gómez

La fachada del patio austera y blanca, en contraste con el rojo carruaje de la fachada de acceso.

casa marinera mediterráneo cadaqués estudio bombí gómez

La casa tiene tres plantas, la primera se ha pavimentado con piedra de pizarra.

casa marinera mediterráneo cadaqués estudio bombí gómez

El primer tramo de la escalera es de obra con huella revestida de madera de iroco, mientras que el segundo tramo es volado y de acero corte. La bóveda original se limpió con arena.

casa marinera mediterráneo cadaqués estudio bombí gómez

Candelabro de Vallauris de los años sesenta, de Serge Castella, y plato de los años setenta.

casa marinera mediterráneo cadaqués estudio bombí gómez

La puerta de acceso se ha pintado de color rojo carruaje ya que este era el color original de todas las carpinterías del pueblo antes del azul índigo y el verde.

casa marinera mediterráneo cadaqués estudio bombí gómez

La piedra de pizarra es también la tradicional de Cadaqués, utilizada en aceras y umbrales.

casa marinera mediterráneo cadaqués estudio bombí gómez

La pérgola, que queda hundida ajo el nivel de la calle, se ha pavimentado con madera de iroco, la misma madera de la mesa, diseñada por Bombí+Gómez. Silla Luxembourg de Fréderic Sofia para Fermob. Lámparas FollowMe, diseño de Inma Bermúdez para Marset.

casa marinera mediterráneo cadaqués estudio bombí gómez

En las plantas superiores el pavimento es de baldosas manuales hechas con arcillas volcánicas que le dan un tono oscuro. Las manillas de las puertas se han hecho a medida con acero corten según un diseño de Bombí+Gómez.

casa marinera mediterráneo cadaqués estudio bombí gómez

En el dormitorio principal, sobre la pared de piedra encalada, se han colocado dos estantes de madera. En uno de ellos, una obra de Laia Armengol. El aplique de pared blanco es el TMM, de Miguel Milá para Santa & Cole. Ropa de cama, de Govou Fabrics.

casa marinera mediterráneo cadaqués estudio bombí gómez

Las paredes del baño ubicado en la primera planta se han alicatado con baldosas rojas vitrificadas de La Bisbal de L'Empordà. Encimera de mármol blanco país. Estante bajolavabo, de madera de iroco. La grifería es de la marca Cristina.

casa marinera mediterráneo cadaqués estudio bombí gómez

En la habitación de los niños se ha aprovechado el espacio creando un altillo para situar una cama. El aplique es el modelo Jieldé Signal SI300. La escalera metálica tiene peldaños de madera de iroco. Los textiles son de Güell Lamadrid.

casa marinera mediterráneo cadaqués

Cadaqués (Girona), para algunos, el pueblo más bonito de Cataluña y siempre ligado a Salvador Dalí que lo situó en el mapa internacional ya que vivió gran parte de su vida junto a su esposa Gala en su casa de Port Lligat.

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?