Un refugio en la Costa Brava, con techo de buhardilla, perfecto para una 'slow life'

Susanna Cots es la autora de Oxygen, una vivienda en la Costa Brava para disfrutar de la Naturaleza. Formada por varios cubos de cristal, invita a conectar con el paisaje a cualquier hora del día.

La vida pausada, los colores neutros y el respecto a la naturaleza han marcado el diseño de este proyecto de Susanna Cots. De nombre Oxygen, se trata de una vivienda de 600 metros cuadrados ubicada en el Ampurdán (Gerona), que representa un antes y un después para aquellas personas dispuestas a vivir siguiendo el slow life.

Formada por una serie de cubos unidos unos a otros horizontalmente a través de pasillos de cristal, la sensación que se experimenta cuando se está en la casa es la de un paseo por el bosque. El mobiliario en tonos naturales contribuye a crear una sensación de paz y tranquilidad que invita a desconectar. 

1 / 16
Cocina con vigas blancas y taburete de color blanco

La cocina es unos de los pabellones independientes donde vemos el sello slow de la interiorista catalana, a través del juego de las líneas rectas con el techo abuhardillado, fabricado con roble decapado en blanco y que aporta movimiento a la estancia.

Cocina con vigas de color blanco y puertas de cristal con marco de color negro

La cocina se conecta con el resto de la casa con unas cristaleras negras que aportan tanta privacidad como complicidad entre los espacios.

 

Cocina con vigas de color blanco taburetes blancos con patas de madera

La zona de la barra es perfecta para desayunos y comidas informales. Es un espacio acogedor, moderno y vitalista ensalzado por la luz natural que se cuela por las ventanas. 

Comedor con sillas de color negro y lampara de pie negra

La transición de un espacio a otro se realiza de una forma natural. La ausencia de tabiques facilita la comunicación entre las diferentes partes de la casa. Para que haya una coherencia estética, se ha optado por replicar materiales, estilos y colores. 

Salon con sofa gris y vigas pintadas de color blanco

La pieza artística del salón crea un paralelismo con las ventanas, generando un atractivo juego visual. Alrededor del sofá orbitan piezas que suman elegancia, como una butaca con otomana y una mesita de madera con delgadas patas negras. 

Salon con sofa gris separaciones de madera y alfombra de fibras naturales

Las lamas de madera del salón dosifican la entrada de la luz natural. El sofá, la mesita de centro y la alfombra son de colores naturales, por lo que se genera una experiencia cromática muy elegante. 

 

Dormitorio con vigas de madera de color blanco y butacas junto a una ventana

El dormitorio principal constituye otro pabellón ubicado en el ala este de la casa. Está conectado por un vértice de cristal con un patio interior. Este forma parte del eje natural de toda la vivienda, formado por un pequeño ecosistema de olivos y encinas que la rodean por los cuatro lados.

 

Casa en el campo con sillas junto a la ventana rincon de lectura

Las paredes acristaladas crean un maravilloso mirador en el dormitorio donde, además de la cama, se ha diseñado un acogedor rincón formado por dos butacas de madera, una mesita y una alfombra redonda de fibras naturales. 

Baño con bañera y suelo de madera

El siguiente de los pabellones lo configura el grupo de cuatro habitaciones con cuarto de baño incluido. Todas ellas se han diseñado siguiendo el mismo concepto de conexión con la naturaleza y están orientadas al exterior, a través de los ventanales, al mismo tiempo que conectan con el interior gracias a los pasillos de cristal.

Baño con ducha en una buhardilla suelo de madera y de marmol de color blanco

Revestido de mármol blanco, el baño está concebido como dos espacios simétricos, separados por una mampara de cristal. El techo abuhardillado, la luz natural y el suelo de parqué dan una atmósfera cálida. 

Baño de una casa moderna con espejos iluminados con led

Susanna Cots ha diseñado una vivienda en tonos suaves para dar vida a un suave refugio. En el baño, las lámparas LED iluminan la superficie de mármol gris, la pared de baldosas marrones y el suelo color tierra. 

Comedor con lampara y sillas de color negro

El diseño de la casa permite que la vista viaje desde el salón hasta la terraza, pasando por el comedor, sin encontrar ninguna interferencia. Las paredes acristaladas consiguen que la terraza se considere un espacio más. 

Casa con fachada de cristal en el campo

Todas las estancias se han proyectado como cubos unidos unos a otros horizontalmente a través de pasillos de cristal que nos hacen sentir que paseamos por el bosque. 

 

Casa en el campo con techo de tejas de color rojo y paredes de terracota con piscina

Junto a una "alfombra" de césped se ubica una piscina que hace las delicias de la familia los meses de verano. Desde aquí se puede observar el techo a dos aguas de la casa, característico de las masías de Girona, y también se puede disfrutar del agradable entorno de olivos y encinas. 

Piscina con porches

Una estructura metálica de color negro con el techo de paja incita a disfrutar de la zona exterior a cualquier hora del día. La pared de piedra crea un ambiente rústico que conecta con la estética del Ampurdán. 

Fachada de una casa de color terracota con un olivo

Un olivo situado a la entrada es el anfitrión de una casa en la que se respira naturalidad, elegancia y modernidad. Susanna Cots firma una vivienda para disfrutar de la slow life en un entorno apacible y auténtico. 

Más Sobre
Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Arquitectura y Diseño?