Un reestreno en París a la altura del mito

La colección de sillones Brandy, de Andreu World, decora el esplendoroso hotel Vernet de la capital francesa, cuya cúpula de cristal fue diseñada por Gustave Eiffel

David Quesada

Bajo la cúpula de cristal diseñada por Gustave Eiffel, los sillones Brandy tapizados de verde magenta

Bajo la cúpula de cristal diseñada por Gustave Eiffel, los sillones Brandy tapizados de verde magenta

A tiro de piedra del Arco de Triunfo, enclavado en el llamado Triángulo Dorado formado por la avenida de los Campos Elíseos y sus alrededores, el hotel Vernet es uno de los alojamientos míticos de la Ciudad de la Luz, quintaesencia de lo parisino. Levantado en 1917 en estilo post-Haussmann, su elegante fachada de piedra caliza y sus balcones de hierro forjado son obra del arquitecto Albert Joseph Sélonier, pero quizás su mejor tesoro es la cúpula de cristal que corona el restaurante interior, diseñada nada menos que por el ingeniero Gustave Eiffel.

La atmósfera art-decó del hotel se completa con obras de arte que salpican todos los espacios. Aquí, los sillones Brandy con tapizado azul eléctrico

La atmósfera art-decó del hotel se completa con obras de arte que salpican todos los espacios. Aquí, los sillones Brandy con tapizado azul eléctrico

Perteneciente en la actualidad al grupo hotelero familiar B Signature Hotels & Resorts, y miembro también de Design Hotels, el establecimiento ha celebrado su centenario con una profunda remodelación interior a cargo del diseñador de interiores François Champsaur, quien ha preservado el estilo art déco adaptándolo a los nuevos tiempos con la aportación de mobiliario contemporáneo.

Para el Hotel Vernet se ha escogido la versión del sillón con base de madera

Para el Hotel Vernet se ha escogido la versión del sillón con base de madera

Es el caso del sillón Brandy, diseño de Lievore Altherr Molina para Andreu World, que se ha situado en espacios como los comedores principales y las salas de reuniones. En estas estancias se han escogido colores vivos para su tapicería, como el verde magenta o el azul eléctrico, que combinan perfectamente con los grandes sofás que recorren el espacio. Los tonos oscuros también se han seleccionado para los sillones Brandy que acompañan a las grandes mesas acristaladas para zonas reservadas y de reunión. Para todo el hotel se eligió la versión de base central de madera, por su diseño estilizado, elegante y confortable.

La estructura envolvente de Brandy combina perfectamente con los grandes sofás que recorren el comedor

La estructura envolvente de Brandy combina perfectamente con los grandes sofás que recorren el comedor

Alfombras abstractas, pantallas de cobre y diferentes accesorios como lámparas de araña creadas por Eric Schmitt y un fresco de Jean-Michel Alberola en el techo convierten el espacio del comedor principal en una gran galería de arte, que se extiende incluso a las habitaciones, cuyos números son esculturas.

Loading...