El SoHo recibe un exquisito vecino

El hotel 11 Howard abre sus puertas en Nueva York

Txema Ybarra

El huésped puede hacer el check-in por su cuenta, como en los aeropuertos

El huésped puede hacer el check-in por su cuenta, como en los aeropuertos

El estudio danés Space Copenhagen, responsable en su país del interiorismo del restaurante Noma, ha colaborado en el diseño del hotel

El estudio danés Space Copenhagen, responsable en su país del interiorismo del restaurante Noma, ha colaborado en el diseño del hotel

Un inmenso graffiti recorre una de las fachadas del hotel

Un inmenso graffiti recorre una de las fachadas del hotel

El restaurante lo sirve Stephen Starr, dueño de diversos locales por todo Estados Unidos

El restaurante lo sirve Stephen Starr, dueño de diversos locales por todo Estados Unidos

Escaleras de acceso a las áreas comunes

Escaleras de acceso a las áreas comunes

El hotel dispone de 221 habitaciones

El hotel dispone de 221 habitaciones

Todo el mobiliario y la iluminación se ha diseñado en exclusiva para el hotel

Todo el mobiliario y la iluminación se ha diseñado en exclusiva para el hotel

Los acabados del cuarto de baño son en mármol y cobre

Los acabados del cuarto de baño son en mármol y cobre

La inspiración escandinava se aprecia fácilmente en el aspecto global de las habitaciones

La inspiración escandinava se aprecia fácilmente en el aspecto global de las habitaciones

Tonos pasteles y apagados se adueñan del ambiente

Tonos pasteles y apagados se adueñan del ambiente

11-Howard-Hotel-New-York-13

11-Howard-Hotel-New-York-13

Las habitaciones se decoran cada día con plantas y flores frescas

Las habitaciones se decoran cada día con plantas y flores frescas

Galería

Con permiso de lo que está ocurriendo junto al nuevo parque elevado de Park Line, el SoHo de Nueva York ostenta el título de barrio con más glamour de la ciudad de los rascacielos. No en vano, las principales firmas de mobiliario de diseño tienen sus tiendas entre sus calles. Aquí es donde se produjo uno de los primeros casos de gentrificación de la historia. Entre los años 60 y 70 fueron llegando artistas para ocupar las viejas fábricas del Cast-Iron District (el distrito del Hierro Fundido, como se llamaba antaño) y transformarlas en estudios y lofts por poco dinero. Detrás vinieron ejecutivos y yuppies, se abrieron boutiques, nuevos restaurantes, galerías de arte y los precios de su metro cuadrado acabaron por dispararse.

Su encanto lo mantiene intacto, y seguirá siendo así mientras reciba nuevos vecinos como este 11 Howard Hotel de 221 habitaciones, que se adapta como un guante al espíritu enrollado del barrio. Además se viste de diseño escandinavo debido a la colaboración del estudio danés Space Copenhagen, responsable en su país del interiorismo del afamado restaurante Noma. Sin embargo, es solo la esencia nórdica lo que se respira dentro, porque nada se ha traído de los países escandinavos; todo el mobiliario y la iluminación se ha diseñado en exclusiva para el hotel. Por fuera, el edificio carecería de todo encanto si no fuera por el gigantesco grafiti que recorre una de sus fachadas, un impresionante mural donde predomina el azul y en el que caben desde un obrero hasta un dragón chino.

El lema de este hotel es ofrecer "hospitalidad con conciencia" y eso se plasma en un espacio de co-working (11H Collective) y a través de la colaboración habitual con artistas de vanguardia y con diversas organizaciones benéficas, con el fin de "dar a la comunidad lo que reciben de ella". Más allá de esta filosofía de marca vinculada al pálpito de la calle, el huésped se beneficia del confort que aporta la posibilidad de hacer el check-in y de disponer del servicio de habitaciones por su cuenta, gracias a la tecnología digital. Los cócteles y el menú servido por el chef Stephen Starr en el restaurante son la guinda de este nuevo hotel sobrado de personalidad.

Loading...