Missoni pone la casa en llamas

La firma de moda presenta la colección The Flame, que incendia todo tipo de piezas de mobiliario y textiles

Silvia Sanz

1 / 5
01 MISS CHAIR NEUSS. Silla Miss de la colección The Flame, con dibujo Neuss

1 / 5

Silla Miss de la colección The Flame, con dibujo Neuss

12 LEVANTE PIAUI. Biombo Levante

2 / 5

Biombo Levante

10 NEUSS 601 PALLINA D.80. Puf Pallina

3 / 5

Puf Pallina

07 CORDULA TABLE PVC. Mesa de centro Cordula

4 / 5

Mesa de centro Cordula

09 SAKAI PW 601 CYLINDER 40x30. Taburete Sakai

5 / 5

Taburete Sakai

Missoni fue de las primeras firmas de moda de saltar al mundo del mobiliario en busca de nuevas sensaciones (y nuevos mercados). En 1983 lanzó su primera colección y desde entonces es una fijo en el Salón del Mueble de Milán. Su fundadora, Rosita Missoni, dice que una casa "es algo vivo. Nunca se termina y está siempre en proceso de evolución". La marca se ocupa de llevar luz y color trasladando la efectista estética de sus prendas de punto a telas, alfombras, sillas y mesas. "Para mí decorar significa combinar orden y desorden", teoriza Rosita. "Un hogar necesita versatilidad e informalidad para que haya libertad de movimiento y se adapte a recibir familiares y amigos. Es ante todo un lugar de reunión, en el que se deben estimular la curiosidad, las emociones y las ideas. Lo concibo como un oasis compuesto de objetos placenteros y sorprendentes".

En esta línea de ideas, Missoni ha presentado en el arranque de la primavera la colección The Flame, la llama, que cubre todo tipo de mobiliario: sillas, pufs, biombos, mesas, lámparas... Surge del diseño textil Neuss, integrado en la línea Nordic Fantasy, con dibujos muy variados que responden a lugares y atmósferas dispares del norte de Europa, entroncadas a su vez con distintas partes del mundo (solo Missoni se lo podía permitir con esta teoría de mezclar orden y desorden). Así, esta familia integra el dibujo Tijuana, cuyos colores ocres y rojizos pueden remitir lo mismo al desierto que a un otoño en Suecia. El textil Tucumcari es como un grueso jersey de lana, si bien su mezcla de colores también encuentra acomodo en una aldea mexicana. Tallahassee se pinta con fuertes pinceladas de azul glacial, corteza marrón y rojo arándano, y Treasure es una composición folclórica sobre un fondo gris abedul. Lo que sí garantiza Missoni es que aburrimiento, cero.

Loading...