Ikea es ya un clásico (y pega en subasta)

Los colecciones pujan por piezas producidas entre los años 50 y 90 por encima de los mil euros

Txema Ybarra

Silla Vilbert de Verner Panton

Silla Vilbert de Verner Panton

Vale que su diseño 100% nórdico nos atrajo poderosamente la primera vez que entramos en Ikea, pero no podemos negar que quizá el precio fue el mejor argumento para adquirir aquel primer sofá Ektorp. Se está dando sin embargo la paradoja de que las primeras colecciones del fabricante sueco, las vendidas entre las décadas de los 50 y los 90, están alcanzando precios desorbitados en subasta. Según el portal de subastas Barnebys, uno de sus primeros sofás, el Ake, se vendió en fechas recientes por 3.700 dólares, mientras que los estantes Tema, de los años 50 y 60, alcanzan los 3.900 y las butacas Amiralen, de los 70, los 1.100. Este repunte crematístico ocurre incluso en piezas recientes, como una mesa de 1993, que se vendía entonces por cerca de 440 euros y ahora ronda los 2.500.

Butacas Amiralen

Butacas Amiralen

¿Y cómo han conseguido algunos muebles de Ikea estar considerados clásicos hoy en día pese a que fueran de precio tan humilde? Gran parte de este éxito hay que atribuirlo a que la marca confió en diseñadores comprometidos con su trabajo. Gillis Lundgren, cuarta empleado de la compañía, diseñó las estanterías Billy y Tema. También contó con un icono del diseño danés Verner Panton, quien concibió la silla Vilbert, vendida en los años 90 por poco más de 60 euros. Una pareja llega hoy en subasta a los 2.500, aseguran en Barnebys.

Estantería Tema

Estantería Tema

Es evidente que la penetración de Ikea en nuestro hogares ha convertido a esta marca en un icono cultural contemporáneo; es decir, es ya en una leyenda y eso provoca que adquiera un estatus y una cotización asociada a su valor como marca. La nostalgia como motor de compra: "Cuando una generación consigue la solvencia económica y empieza adquirir objetos en subasta, por lo general empiezan a comprar aquello que vieron a su alrededor cuando estaban creciendo", explica Pontus Silfverstolpe, cofundador de Barnebys. "Lo vimos claramente en el cambio de siglo cuando el diseño escandinavo de los años 50 y 60 se hizo increíblemente popular. Ahora es el turno de las décadas de los 70, 80 y 90".

Sofá Ake de Ikea

Sofá Ake de Ikea

Contribuye a aumentar la notoriedad de Ikea los recientes esfuerzos por salir de su "zona de confort", surgiendo constantes proyectos para innovar en el mercado, desde abrir tiendas en el centro de las ciudades o lanzarse a la venta online.

Loading...