Para disfrutar con amigos en Barcelona

Reforma de un apartamento del siglo XIX en el Paseo de Gracia para un empresario australiano, por estudio Àbag

1 / 19
04.

1 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

ABAG ABEL PÉREZ GABUCIO proyectoPG58 5.

2 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

ABAG ABEL PÉREZ GABUCIO proyectoPG58 21.

3 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

ABAG ABEL PÉREZ GABUCIO proyectoPG58 17.

4 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

ABAG ABEL PÉREZ GABUCIO proyectoPG58 6.

5 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

ABAG ABEL PEREZ GABUCIO proyectoPG58 1.

6 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

ABAG ABEL PÉREZ GABUCIO proyectoPG58 15.

7 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

16.

8 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

ABAG ABEL PÉREZ GABUCIO proyectoPG58 11.

9 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

26.

10 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

ABAG ABEL PEREZ GABUCIO proyectoPG58 2.

11 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

ABAG ABEL PÉREZ GABUCIO proyectoPG58 13.

12 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

ABAG ABEL PÉREZ GABUCIO proyectoPG58 14.

13 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

ABAG ABEL PÉREZ GABUCIO proyectoPG58 19.

14 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

22.

15 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

ABAG ABEL PÉREZ GABUCIO proyectoPG58 20.

16 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

23.

17 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

ABAG ABEL PÉREZ GABUCIO proyectoPG58 18.

18 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

ABAG ABEL PÉREZ GABUCIO proyectoPG58 24.

19 / 19

Reforma de apartamento en el Paseo de Gracia por estudio Àbag.

El arquitecto Abel Pérez Gabucio, fundador de Àbag estudio, se encontró un apartamento "maltratado" en un enclave inmejorable en el barcelonés Paseo de Gracia. Conservaba molduras y trazos históricos de su construcción a finales del siglo XIX, con marcas de alguna intervención posterior en los 70 que restaba, como los balcones tapiados con ventanucos y un pavimento hidráulico maltrecho de segunda generación en casi todo el piso. Había un aire de "postguerra" en todos los espacios.

El propietario, un empresario australiano, ya poseía un pequeño apartamento en Barcelona, y ahora quería un lugar cómodo y amplio donde poder recibir invitados, un pied-à-terre con las comodidades de una vivienda habitual. Buscaba asimismo un estilo internacional conservando las singularidades históricas de su nueva adquisición de 220 metros cuadrados y así fue.

El amplio vestíbulo de acceso lo flanquea ahora un muro exento a modo de biombo que oculta la cocina y permite tener vistas al Paseo de Gracia desde la entrada a través de una ventana. En la zona de noche se alojan dos dormitorios en suite, ambos con acceso directo a la tribuna que se ha transformado en un jardín de invierno con hexágonos de cerámica artesanales en blanco y negro para el suelo y donde para las paredes se escogió un papel selvático hecho a mano por una artista lituana, al que acompañan sillones de ratán y mesas con estructura de hierro crudo y mármol verde alpino y rojo alicante.

Para el salón-cocina se recuperaron algunas piezas del pavimento hidráulico original como base para la isla de la cocina, inspirada en un mostrador pastelero de época. Toda la carpintería está hecha a medida, diseño también del interiorista, acabada en roble lacado gris topo a poro abierto. En los baños, el lugar más contemporáneo de la casa, se aprecian líneas puras y mármol seleccionado pieza a pieza para dar continuidad a las vetas.

Para el tratamiento de los techos se recuperaron las molduras donde fue posible combinados con volúmenes contemporáneos. Para acceder a los dormitorios se rompió con un escalón en tarima color negro, contraste como frontera entre día y noche, para seguir con una moqueta de lana. El arte está presente en todo el proyecto, casi siempre a través de un pintor fetiche, John Olsen, al que acompaña un cartel del estreno de la película Tintín y el Lago de los Tiburones comprado a un coleccionista en París.

Loading...