Y los dejaron como estaban

Reforma de tres apartamentos de un edificio histórico de Oporto (Portugal), por Atelier In Vitro

Silvia Sanz / Fotos: José Campos

1 / 16
Palacio5E-29. Salón de uno de los tres pisos reformados del Palácio do Comércio, construido en Oporto en los años 40

1 / 16

Salón de uno de los tres pisos reformados del Palácio do Comércio, construido en Oporto en los años 40

Palacio5E-17. El parqué ha recuperado su brillo después de un lijado y barnizado a conciencia

2 / 16

El parqué ha recuperado su brillo después de un lijado y barnizado a conciencia

Palacio5E-01. La decoración de la casa mantiene su estilo de antaño, con mobiliario de la época

3 / 16

La decoración de la casa mantiene su estilo de antaño, con mobiliario de la época

Palacio5E-42. El mármol como guiño a las tendencias actuales, no tan alejadas de entonces

4 / 16

El mármol como guiño a las tendencias actuales, no tan alejadas de entonces

Palacio5E-45. Un vestíbulo como los de antes

5 / 16

Un vestíbulo como los de antes

Palacio5E-23. El foco se pone en una rehabilitación serena

6 / 16

El foco se pone en una rehabilitación serena

Palacio5E-11. Los viejos pasillos mantienen su función distribuidora original

7 / 16

Los viejos pasillos mantienen su función distribuidora original

Palacio5E-34. El corredor se ideó originalmente para dividir los espacios "nobles" de los "funcionales"

8 / 16

El corredor se ideó originalmente para dividir los espacios "nobles" de los "funcionales"

Palacio5E-12. Profusión de mármoles en los espacios comunes

9 / 16

Profusión de mármoles en los espacios comunes

Palacio5E-43. Puerta 'déco'

10 / 16

Puerta 'déco'

Palacio5E-27. Una gran silla de mimbre invade el delicado suelo de mosaico

11 / 16

Una gran silla de mimbre invade el delicado suelo de mosaico

Palacio5E-05. Los tonos pasteles pintan las paredes de los dormitorios

12 / 16

Los tonos pasteles pintan las paredes de los dormitorios

Palacio5E-21. Otro ejemplo de esta acertada elección

13 / 16

Otro ejemplo de esta acertada elección

Palacio5E-32. Las habitaciones en perspectiva

14 / 16

Las habitaciones en perspectiva

Palacio5E-18. Baño 'en suite'

15 / 16

Baño 'en suite'

Palacio5E-06. Materiales nobles también en el cuarto de baño

16 / 16

Materiales nobles también en el cuarto de baño

El Palácio do Comércio es uno de los edificios más señoriales de Oporto construidos en la década de los 40 (Portugal). De austera fachada, se compone de un gran bloque que envuelve a un cilindro en uno de sus vértices; la querencia de la vieja arquitectura moderna por los grandes volúmenes llevada a su máxima expresión. Tres de sus apartamentos –en los pisos quinto, sexto y séptimo–, los ha puesto al día el estudio de arquitectura Atelier In Vitro. De cerca de 200 metros cuadrados cada uno, en esta renovación respetuosa con la época los suelos de parqué son los originales, debidamente pulidos, también los mármoles y los mosaicos de cerámica de cocinas y baños.

"Las intervenciones trataron de minimizar el impacto en los apartamentos, preservando y valorando sus características originales", explican desde el estudio. Ni siquiera ha sido necesario rediseñar demasiado su distribución; el pasillo central sigue cumpliendo la función de conectar los espacios de los apartamentos. El corredor se ideó originalmente para dividirlos entre lo que los arquitectos llaman los espacios "nobles", como el salón y el comedor, y los espacios "funcionales", como los cuartos de baño.

Con la intención de conservar esta jerarquía, enfatizaron la clasificación de cada espacio mediante la oportuna selección de materiales. "En las mejores dormitorios, las carpinterías son de especies exóticas de madera, mientras que los demás están pintados en diferentes colores", señalan los arquitectos. Y ya se optara por un azul pálido en combinación con unas baldosas marrones o un papel pintado para el vestíbulo, recorrer por todos los apartamentos una sensación de unidad y elegancia para enfatizar sus viejos valores. Lo mejor de este trabajo de rehabilitación es su falta de pretensiones. Los golpes de modernidad lo dan algunas piezas del mobiliario y, desde luego, la paleta de colores pasteles tiene una enorme sintonía con las tendencias actuales. Lo moderno mira hoy al pasado

Loading...