Puro ADN brasileño a pie de playa

Casa en São Paulo, de Arthur Casas

Fotos: Íñigo Bujedo Aguirre

La zona de día se abre por sus dos lados a las vistas del mar y la vegetación exuberante del trópico

La zona de día se abre por sus dos lados a las vistas del mar y la vegetación exuberante del trópico

En segundo término a la izquierda, la butaca Mole, un icono del diseño brasileño, realizada por Sérgio Rodrigues en 1961 y ganadora ese año del Concurso Internacional del Mueble en Cantú (Italia)

En segundo término a la izquierda, la butaca Mole, un icono del diseño brasileño, realizada por Sérgio Rodrigues en 1961 y ganadora ese año del Concurso Internacional del Mueble en Cantú (Italia)

Todos los materiales aportan sensualidad y calidez a tono con el escenario tropical: la tarima exterior, los ladrillos manuales de la fachada, las fibras naturales del mobiliario...

Todos los materiales aportan sensualidad y calidez a tono con el escenario tropical: la tarima exterior, los ladrillos manuales de la fachada, las fibras naturales del mobiliario...

En el exterior, la piscina infinity está equipada con un jacuzzi para disfrutar de un baño relajante al aire libre

En el exterior, la piscina infinity está equipada con un jacuzzi para disfrutar de un baño relajante al aire libre

El estudio de arquitectura Arthur Casas firma también el interiorismo y el diseño de muchos de los muebles

El estudio de arquitectura Arthur Casas firma también el interiorismo y el diseño de muchos de los muebles

Las maderas tropicales, las alfombras de yute, el pavimento cerámico de color arena y las piezas de artesanía crean un ambiente de gran naturalidad

Las maderas tropicales, las alfombras de yute, el pavimento cerámico de color arena y las piezas de artesanía crean un ambiente de gran naturalidad

El dormitorio principal se concibió como un privilegiado mirador sobre las vistas del mar

El dormitorio principal se concibió como un privilegiado mirador sobre las vistas del mar

Las zonas de estar en el porche y en el interior de la casa se suceden sin interrupciones físicas ni visuales

Las zonas de estar en el porche y en el interior de la casa se suceden sin interrupciones físicas ni visuales

La playa de Baleia (ballena en portugués), en la costa de São Paulo, reúne magnificas condiciones para la práctica del surf

La playa de Baleia (ballena en portugués), en la costa de São Paulo, reúne magnificas condiciones para la práctica del surf

Galería

El espíritu de esta casa de vacaciones se alimenta de la exuberante belleza del entorno natural: kilómetros de playa de arena dorada y aguas turquesas, vegetación tropical, sol y buena temperatura todo el año. El estudio de arquitectura e interiorismo Arthur Casas concibió en la playa de Baleia, en la costa de São Paulo, un proyecto que es puro ADN brasileño: maderas locales, líneas sensuales, poco adorno, una simplicidad con estilo y respeto por el medio ambiente.

La vivienda pertenece a un coleccionista de arte con gran sensibilidad hacia la herencia cultural del país. Por eso eligió un repertorio de muebles de diseño brasileño inspirados en la cultura local. Los típicos muebles rústicos y el trabajo artesanal con la madera son sus grandes referentes.

La casa sigue en la planta baja una secuencia de espacios abiertos, que se comunican sin más limitaciones que puertas correderas de cristal. El hábitat, por así decirlo, se extiende desde fuera hacia adentro: en primer plano, el mar; después la línea de playa. La privacidad ya empieza en la piscina y el jardín; desde el exterior se accede a un porche que invita a entrar en el salón, y desde éste nos internamos en un frondoso patio lleno de aire, luz y vegetación. Las fronteras entre dentro y fuera son más virtuales que físicas.

Los materiales utilizados en la construcción y la decoración transmiten sensualidad y calidez: desde el ladrillo manual de parte de las fachadas, a la madera con acabado natural del mobiliario, pasando por las fibras vegetales de las alfombras y los tejidos de algodón de las tapicerías. Todo aquí respira hedonismo y gusto por los placeres sencillos de la vida. Un hedonismo que se hace palpable en el jacuzzi que forma parte de la piscina, en la sauna situada en el sótano y en el mirador sobre el paisaje del dormitorio principal. Es, asimismo, un placer poder prescindir de aire acondicionado, ya que la ventilación cruzada permite refrescar la casa sin derrochar energía ni contaminar. El paisajismo también se ha inspirado en lo local, con un despliegue de plantas tropicales que acentúan el carácter salvaje de este maravilloso enclave

Loading...